Saul Vazquez

Noche

Noche fría, indiferente desolada.

Triste eco que va recto

abarcas los ayeres que se fueron para siempre

 

La vida de insomnio queda

sentimiento, puro, seco

Llora la flor, al salir el sol habrá marchitado

 

Sonido nocturno, alucinante

enajenadas las bestias al irlas dejando 

El enamorado muere a tu llegada, su amada se está marchando

 

Me toman tus manos envolventes

salgo buscando a quien me ama

Eras tú la que me llamaba, quieres llevarme a tu morada

 

¿Tú me amas? ¿Por qué mientes?

El camino empedrado paso con calma

Llego a mi casa, un rayo ilumina el lugar en dónde estaba

 

Y ya no había nada

ni noche, ni frío, ni amante

cómo parpadeo se fue vacilante 

 

Efímero vuelo de hada

vuelve, mañana iré contigo

mañana seré tu amigo

Comentarios1

  • diego leonardo

    muy envolvente poema
    e ha gustado demasiado!

    • Saul Vazquez

      Muchas gracias por el comentario gotoh.
      Saludos



    Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.