hugo3654

ROSA

Ella vestía aquel regalo

Era una completa rosa

La seda del vestido

Cubría todo el receptáculo que era su cuerpo

 

Florecía abriendo una linda sonrisa para mis ojos

Los pétalos rojos justos a la medida

El cáliz de sus piernas

Y el polen que me hacía soñar

 

Una rosa limpia

Sin ataduras  ni espinas

Lista para entrar en mi mirada

Cual reflejo de luna en el mar.

 

 

 



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.