Carlos Brid

EL MISTERIO DE LA VIDA

 

Acostumbrado a despertarme y ver
los rayos primeros que desde siempre
le dieron luz y calor a mis sombras....
Hoy amanece y nace la palabra.
Una amarra para las raíces de la tierra,
un circulo lunar en cada gota de mar
que besa las arenas en la noche solitaria,
Una vastedad naranja en el estuario de mis días,
un rebelde jardín que se niega a dar su espacio,
a las flores bellas y descartar la alada silvestre,
un cauce marrón que a veces inunda el humedal
y también con su marea ahoga algunos sueños,
un cristal que esta en todas las esquinas
para que no te olvides de donde vienes,
un agua termal virgen y escondida,
una declamación, un poema, un idioma
que aun no ha nacido, pero tiene destino,
un ser dócil y pacifico que viene llegando
por los caminos rurales en la ruta de la luna.
Es el misterio de la vida que a veces calla
y nos hace agazaparnos en el follaje del alma
porque no entendemos, porque no sabemos,
pero presumimos que no todo esta escrito.



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.