pnca

112. RELATO

Jorge caminaba por el bosque sin darse cuenta que muy de cerca lo vigilaba un feros león de repente y sin comprenderlo la fiera se avalanzo sobre él y lo devoró quitándole la vida.


De repente y sumergido en un sueño extendido Jorge diviso una luz muy bella, la cual, le señalaba el camino por donde debía transitar.


Siguío calladamente a la luz, pero sentía muy dolorido todo su cuerpo, como aquel sueño fuese realidad, maldecía y refunfuñaba como pensaba, de pronto una voz lo saco de su meditación y le dijo:


- No mi querido Jorge, de verdad estas muerto, y vienes camino a expiar tus culpas; por tanto, no has de culpar al animal que bajo sus instintos te quito la vida.


Mas bien debieras analizar lo que hiciste, lo que te llevo a estar en el lugar y en el momento equivocados. Siempre buscaste respuestas a todo sin saber que ellas estaban en tu interior, no había términos medios y siempre esquivaste por las ramas afrontar tu vida, y ya ves en el momento de valorar lo que tenías la has perdido, en manos de un ser que si valoro la de él, ya que si el león no te hubiera comido el hubiera muerto de hambre.


Los seres humanos son incapaces de devorarse la vida para sobrevivir, por instinto o por supervivencia.

Comentarios1

  • Violeta

    Hola Pepe . reflexivo cuento... Saluditos



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.