Richard Jimenez

Las cosas no marchan bien.


No fue fácil despedir aquel día mes noviembre gris
Ni aceptar que tarde o temprano estaría sin ti
Ya nada es igual desde que no estas aquí
Todo de mi quedo tan frágil, que rompí cada rastro de ti

Mi fe ahora se encuentra en coma
Y mis ganas de vivir en terapia intensiva
Que antes de quedar así, deje la puerta abierta por si decides regresar
Aun que se muy bien que no lo harás


Despido mi vida y serles sincero, no quiero despertar
Asta poder encontrar lo que un día me arrebataste



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.