urescritor

CUIDA QUE LA «FORAFAGIA DOCTRINAL» NO TE ENAJENE

 

Por Alberto JIMÉNEZ URE

 

Se sabe de la enajenación

Cuando a mujeres u hombres

Los más «deplorables» y «astutos»

[que jamás sabios]

Logran persuadir sus incautas almas

Cometer u ovacionar atrocidades:

Las cuales, algún día preconcebido,

Con inaudita determinación y arrogancia,

Decretarán fechas patrias impidiéndole

Aburrirse a sus tropas/custodias/mercenarias.

 

En los territorios donde impera la demolición

De todo cuanto signifique «Estado de Derecho»,

Siempre, absurdmene y en nombre de las repúblicas

Cuyas naciones viven sodomizadas o hambrientas,

Invocarán el Principio de la Autoridad de la Ley.

 

Cuida que la Forafagia Doctrinal [01]

No te enajene, aun cuando tu Ser Físico

Sea susceptible a confinamientos.

Vivir en penitenciarías aflige a cualquiera.

Cierto, en extremo indeseable y terrorífico.

 

Desventura que te impulsaría pensar en el suicidio,

Como única opción liberadora de las iniquidades y sufrimientos

A las cuales has sido –fortuitamente- sometido por sátrapas.

 

[01] Acción de aceptar, consumir y fomentar la basura ideológica propia de forajidos y sodomitas: caracterizada por su casi inextinguible fetidez e imagen seductora.

 

 



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.