Abel Hachisis

¿PorQue Tú?

Porque palidezco ante ti, si cuando te veo haces que sienta todos los colores.

Porque al hablarte tiemblo, si no me puedo sentir más ajusto,

Porque haces que Jesús peque y el diablo rece,

Porque haces que el lodo tenga tanto valor y el pasto sea un juego.

Porque el agua te resalta y tras el viento no sienta tu frío.

Porque me encanta tus labios.

Porque temo tener temor a lo temido.

Porque pienso en ti, porque pienso en pensar en ti, porque pienso en pensar en los porques que me dan por ti.

Porque deseo acariciarte,

Porque despierto de la realidad para que te vuelvas mi sueño.

Porque también haces sentir cuando ojos miro suaves,

Porque quererte se me hace tan fácil.

Porque mis problemas y dilemas y molestias y malestares y dolores

y heridas y golpes y llantos y errores. los conviertas en polvo, para soplarlo hacia otros lares.

Porque extraño tanto tus besos, tu aroma, tu piel, tu pelo, tu boca,

tus piernas, tu voz, tus pecas, tu lengua, tu mirada, tu tacto, tus labios, tu ser.

Porque siento que tu mirada me lee.

Porque me quitaras el corazón, almenos promete que lo cuidaras.

Porque entro en tu laberinto, si se que es más fácil perderme que encontrarme.

Porque te abriré el alma, sabiendo que así quedará indefensa.

Porque me pongo nervioso si te quiero y porque te quiero si me pongo nervioso,

Pero los más importante.

¿Qué tú?.

 

El Anónimo



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.