espicarri

D E J A M E

DÉJAME GUARDAR SILENCIO,

DÉJAME CONTEMPLARTE EN TUS QUEHACERES,

DEJA QUE EL TIEMPO PASE ASI, SIN SENTIRLO,

QUE ESTANDO JUNTO A TI, NO IMPORTA EL TIEMPO.

DEJA LLENARME DE TI, MIRANDO TU FIGURA, DEJA QUE MI CORAZÓN SE SIENTA TUYO

AUNQUE SE A POR UN INSTANTE;

           QUE NADA PERTURBE SU LATIR POR TI.

DEJA QUE MI MENTE DIVAGUE EN SUEÑOS, DE ESOS SUEÑOS QUE EMBRIAGAN LA EXISTENCIA,

Y QUE, AL PASAR EL TIEMPO,

NOS CAUSAN DOLOR POR EL RECUERDO.

DEJA QUE MI ALMA Y CORAZÓN

SE SIENTAN VIVOS POR TI;

NO INTERRUMPAS SU SILENCIO,

SIGUE TU QUEHACER LENTO Y PAUSADO.

DÉJAME PENSAR POR UN MOMENTO

QUE VIVO EN TU PENSAMIENTO.

EN FIN, DÉJAME SOÑAR CON EL AMOR QUE ANHELO,

DÉJAME SENTIRTE MIA CUANDO ESTOY CONTIGO,

DEJA QUE EL CORAZÓN DE TU PERFUME IMPREGNE

LA SANGRE QUE CORRE POR MIS VENAS,

DÉJAME OLVIDAR LAS PENAS,

LAS PENAS QUE DA LA  AUSENCIA.

Ignacio Espínola Carrillo

 

 

Comentarios2

  • espicarri

    Cuando tienes que salir y regresas a casa, es grato contemplar a la esposa en su labor diaria.

  • yady

    que hermosisisimo esta tu poema me ahhh encantado es increible y tu dejame felizitarte por tu grandioso poema

    • espicarri

      Te agradesco tu comentario y te dire una cosa: el amor(DIOS) lo hace a uno decir cosas bellas y este escrito es uno de mis preferidos ya que es para mi esposa.



    Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.