Kevin Barrios

¿Porque sufres?


el hechizo de tus ojos
enmudece los fragmentos de mi alma
que creí perdidos
encerrados en un cofre
sellado con rosas y espinas
¿por que sufres?
tu,hija de la noche
hermana de los viento
madre de un lucero
porque dejas que en tu ventana
se posen los cuervos
que disfrutan de tu desamor
invitándote a soñar
las nubes del amanecer
¿por que sufres?
tu, claridad de la luna
dejas caer la lluvia
por lo suave de tus mejillas
y dejas tu corazón
en cuna de piedra
y cierras tus bellas manos
y aprietas en tus labios
el beso que no le diste
y te callas
y silencias la vida
mientras caminas delicada
por un camino
de viejos sueños
de viejo amor


Sufro porque me he creído tantas mentiras en mi vida.
Porque me han fallado tanto que ya no creo en el amor.
Sufro, porque ya no me sale disimular y me encierro queriendo olvidar aquellos momentos horribles que vienen y me lastiman a diario.
Sufro, porque he puesto tanto de mi parte y a cambio he recibido dolor.
Porque me han lastimado el corazón y hoy no creo en nadie.
Sufro, porque me estoy sintiendo sola, pero lo prefiero, antes de volver a enamorarme, porque pienso que el amor no es para mi.
Porque no he encontrado una persona en mi vida que sólo quiera hacerme feliz sin cambiar mi manera de ser.
Sufro, porque me estoy dando cuenta que mis emociones están por el piso.
Sufro, y seguiré guardando la tristeza de mi alma hasta ver que sólo el tiempo me sanara mis heridas que tanto cuestan cerrar y si soy consciente que habrá cicatrices pero se que jamás volveré a caer en ese mundo donde te hacen creer que todo es de color rosa.


¿que mas podemos esperar?
el tiempo brilla por su ausencia
y el añorar es el lenguaje de las piedras
¿se podrá brillar mas que el sol?
quizás la antigua lira
que duerme en un rincón de tu corazón
pueda llover luz en el infinito
oscuro en el que moran los planetas
estrellas ,constelaciones
y el lánguido sueño humano
¿que mas podemos esperar?
que el dolor nos rasgue la piel
como caminar entre rosas
o que las nubes nos sueñen
anclados sobre la tierra
sufriendo por el veneno
que nos dio de beber
un corazón pasajero



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.