orlando balbas

LLUVIA

Brios tempestuosos

ciudad indefensa.

Cielo en intensidad nocturna

lisonjero visitante empapado.

Sorbí mutantes gotas

de la bondad celestial.

Sobrevivo al concéntrico aguador.

La nostalgia deja un sorbo

arrastrada con las hojas.

 

 

 

 



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.