Victor Gedig

Para siempre

Fue cuando vi tus ojos que entendí que no hay mejor lugar para vivir que en tus pupilas,
Parpadeaste y el mundo se detuvo.
El universo contempló por primera vez lo perfecto.
Quizás el big bang se creo a base de tu sonrisa,
Dios trato de igualar tu voz y de ella creo la lluvia,
Trató de asemejar tu perfección y termino creando las galaxias.

La noche tan oscura y silenciosa,
Se dedica a rozar tus labios mientras duermes,
Quisiera ser las estrellas,
para contemplar tu desnudes,
Para conocer todo lo que te hace ser mujer.

No se que sucederá con nosotros,
Tantos mundos explotan en apenas unos segundos,
Y tu tan lejos que pareces el cielo.
Tus ojos me cuentan el secreto de tu vida,
Tu vida se calla el amor de nuestros días.
A pesar de que te alejes,
A pesar de que ya no me busques,
Mi corazón guardará tu última mirada,
Mi ser gravará para siempre la voz de tu alma.

Comentarios1

  • Crisdel Veintimilla

    "no hay mejor lugar para vivir que en tus pupilas...",
    una parte de mi se quedó en esa frase, muy bueno!



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.