Miguel Gomez

Desconcierto

¡Ay!  La vida, a veces tan turbia, a veces tan fría.

¡Ay! Corazón, a veces palpitas, a veces lo evitas, a veces levitas por amor
¡Ay! El amor, a veces correspondido, a veces vivido, a veces no quiero saber de eso
¡Ay!  Dolor, que voy hacer ahora, naufragio entre las olas te llevas mi alma en tus manos y sin espera un regreso.


¡Ay! La vida, a veces perdida, a veces me mantiene preso.
¡Ay que silencio! a veces radica la esencia infame de lo que fueron tus besos, y a veces no
¡Ay que desconcierto! a veces te amo, a veces te odio, a veces no quiero seguir existiendo
Ay! Que mala suerte, a veces me quedo pensado, intrigando el…¿por qué, no puedo tenerte?

 

 



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.