Gerardo Barbera

¡ADIÓS HIJA!

 

 

 

 

*

 

¿Te vas?...,

¡bueno, te deseo suerte!

No siento angustia,

ni soledades.

Dejas en mí…,

mucho más que un recuerdo.

 

**

 

Yo siempre lo supe,

eres como el viento,

como el sol en mi ventana.

¿Te vas?...,

Vete hija mía,

no mires atrás…,

tal vez…,

no sea una despedida.

 

***

 

Ya están llamando…,

No, no quiero abrazos,

ni lágrimas,

Sólo camina…,

Y antes de entrar…,

Dedícame una sonrisa.

 

****

No te preocupes…,

Yo me encargo…,

¡Adiós, hija,

tranquila…,

Yo se lo diré a tu madre!

 

 

 

 



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.