Luis Alvarez

H E R MA M A

A  Jorge  Luis,  con  llanto.

=============================================

 

De seis hermosas hélices

que yo hasta ayer tenía

se me ha quebrado una.

¿Por qué la más pequeña de aquel grupo?

¿Quién podrá

acaso

explicarme el fenómeno?

¿Por qué tenías que añorar la soledad?

Nadie tuvo la culpa.

 

Tu "hermama" tuvo que huir

de la violencia;

huir de esa violencia

que hoy nos acogota.

 

Los otros, cada quien a su manera,

sortearon la ventisca

y tú no perdonaste algunos hechos.

Tú, en cambio, miraste diferente

el ámbito que a todos nos envuelve

aunque seamos ramas de la misma cepa

o estemos separados en familias diversas.

 

Ahora, mi pastor pequeño,

descansa en esa paz con que soñaste,

aunque no de similar manera

y reúne de nuevo tu rebaño.

Descansa en paz

es lo que más deseo.

Encontrarás, estoy seguro,

la clave de otros pasos,

los que te harán yacer

en la pensada plenitud de siempre,

contemplando

el quebrar de los albores

de un futuro.

 

           Luis  Ávarez, Roma, 5 de agosto de 2016.

 

P.S. Jorge Luis llamaba HERMAMA a Pavliuska, su hermana menor de padre y madre. Yo entendí, de inmediato, su significado, al recordar que Neruda llamaba MAMADRE a su madrasta.

Comentarios3

  • El Hombre de la Rosa

    Un hermoso poema estimado Luis
    Un placer leer tus versos...
    Saludos de amistad..
    El Hombre de la Rosa

  • Luis Alvarez

    Gracias amigo mío. Lo escribí sin pensar en la estética, porque es la expresión ante la muerte de un hijo. Gracias de nuevo.

  • kavanarudén

    Un precioso poema.
    Cargado de dolor. Un grito en silencio preguntando el por qué.
    Creo que no hay dolor más profundo que perder a un hijo.
    Acompaño tu dolor en silencio amigo y poeta querido. Vaya a ti un fuerte abrazo.
    Cuando lo publicaste en agosto estuve ausente. Gracias por avisarme y así no perderte esta hermosa joya.
    Se te aprecia y quiere
    Kavi

    • Luis Alvarez

      Amigo querido. Perdóname por una respuesta tan tardía. Es que estoy atravesando por uno de los momentos más críticos de mi vida. Y como corolario, recibo esta noticia. He vuelto sobre el tema hoy mismo. Me sigue castigando el hecho de no haber podido estar en Venezuela y acompañar su cuerpo en el fuego consumidor de cuerpos.

      • kavanarudén

        En agosto, justo el 07 murió mi madre.
        No pude ir al sepelio ni acompañar a mi padre y hermanos en el dolor.
        Por eso mismo te entiendo perfectamente paisano querido.
        ánimo, siempre. Cuide su salud, que se mejore pronto.
        Un abrazo



      Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.