lopez pisu Maria Luisa

Desde mi balcon

Una madrugada fresca

observé un capullo brotar,

germinó de un arbusto putrefacto

y sus botones pudieron brotar.

Y al inhalar la blanca rosa

empezó a desarrollársele el amor 

a la dueña de la mata solitaria...

que no había conocido el clamor.

Besó sus labios los pétalos blancos,

soltando... sustancias balsámicas

en este precioso mes de Abril

transformando la sangre de la dama.

¡...Pero...a horas poco avenidas

su flechado... partió del lugar

 dejándola sola y, entristecida

sin ningún amor y, sin a quien amar!

La cortesana empapó nuevamente,

limpió bién y abonó bien sus raíces,

de nuevo florecieron los tallos,

blancos capullos esos días gentiles.

La cortesana se volvió a enamorar

otra vez de un bello caballero

que pasó de nuevo a la alborada

y, la hizo sonreír de nuevo.

 

 

 

Autora

María Luisa López Pisú



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.