aby1982

Tú y tu boca lisonjera

que alaba y exagera

buscando su objetivo

sin tener claridad de motivos.

 

Tú y tus ojos  sagaces

que provocan ternura

y disuelven la amargura

como la fortuna de un par de ases.

 

Tú y tu sonrisa traviesa

que se asoma con levedad

cómplice de tu oculta maldad

capaz de hacer al corazón pavesa.

 

Tú y tu corazón piadoso,  

 que riega por doquier amor y gratitud;

que en cercanía provoca de la soledad el alud

y al alejarse vuelve el paisaje tenebroso.

 

Tú y tu trato complaciente

plagado de halagos y atención

que ponen bajo cero a la razón

y el alma se hace de ti dependiente.

 

Tú y tus caricias disfrazadas

ocultas tras el azar y los reflejos

que al tacto ponen perplejo

y  al advertirse vuelan espantadas.

 

Tú y tu insoportable silencio

escudo y arma al mismo tiempo

que  se confunde con el viento

y vuelve al sentimiento un necio.

 

Tú y tu titubeante amor,

que mi  corazón sintió

llenando  a mi vida fulgor

y en confusiones  se perdió.



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.