Renato Claudia

Tercer poema

Solo se puede decir que las cosas no pueden ir peor, 
y yo, no puedo estar más adormecido que ayer, 
pues siempre estuve dormido cuando lloró el santo de mis manos y 
canto el gallo de mis ojos. 

Fue cuando me di cuenta, 
el preciso momento en el que no pude salir ya 
del hueco de la edad exhumada 
por la mente y orquestada por las letras. 
ahora puedo decir con toda confianza 
que ya no siento nada, 
porque, desde hace tiempo que todo 
ha empezado a tener el mismo sabor. 
me siento mal, pero intento ser fuerte. 

Quiero seguir sentado, porque 
cuando me paro me duele la herida, 
esa que se gana al crecer y que 
no la causa nada, sino que 
viene junto al corazón y 
se añeja para hacer un vino 
de bilis que toma tintes oscuros a veces y 
otras solo se vuelve costumbre, 
a veces miro dentro de mi pecho, 
y puedo ver porque mi pecho esta hueco y 
mis ojos convulsionan. 

Se puede sangrar toda la vida sin morir, 
pero es lo mismo que estar dormido, 
que es sinónimo de estar muerto, 
son momentos cafés los que se sueñan con alegría, 
y son momentos de respiración 
lo que se sueñan con conciencia, 
por ahora intento, ya no, 
ser fuerte, sino aguantar 
hasta que el olvido calcine 
lo que en fotogramas se trasluce 
como un hombre amado. 

Llorar no es de mujeres, 
sino de ociosos, por eso yo no lloro, 
pero a veces vago en seco, 
con conflictos del futuro y 
asesinos del mañana, 
sé que suena ridículo lo que digo, 
pero decirlo así le da un toque 
de locura aceptada, y no de represión 
por ser un lobo abrasado por 
llamas de cigarrillos de tiempos 
que no se pensaban ni por Dios. 

Hoy voy a derretirme en una lagrima y 
seré feliz, porque, el viento la secara y 
la elevara por el olvido de la ausencia, 
quiero derretirme, pero intento ser fuerte, 
y aguantare sentado.

Comentarios1

  • Heidy_Gutierrez

    Es terrible sentir que mueres por dentro y saber que las lágrimas son débiles y debemos ser fuertes y continúar
    :-(



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.