claudio ramirez vasquez

EL RÍO Y YO.

Me zambullí en sus aguas turbulentas

de turbias marejadas caprichosas

las espumas balbucían clamorosas

por el arribo de una nueva tormenta.

 

Místico, Río de las Mariposas

caudaloso serpentéas la Cañada

alimentas con el Limo a tu amada

para hidratar su desnudez de moza.

 

Tus aguas mocas, disuelven a las rocas,

la erosiónan al rítmo del Danzón.

La piel de las Lutitas Bermellón

crepitan de emoción cuando te alócas.

Por ósmosis exítas y, si tocas

a uno de mis Yos. ¡ el audaz Asceta !

que con una visión ultravioleta

observa el escenario con tres ojos,

a las pétreas columnas de Lechos Rojos

que serán polvo cuando muera el Poeta.

 

 

Comentarios3

  • Elizabeth Chacon Stevens

    Bello poema al Río y Yo.
    Aguas turbulentas
    caprichosas
    clamorosas
    en Río de Mariposas
    de cañadas
    de tu amada
    la desnudez de la moza
    de rocas
    al rítmo del Danzón
    Lulitas Bermellón
    te alocas cuando tocas
    al audaz Asceta.
    Lechos rojos
    con tres ojos
    polvo quedará cuando muera poeta.
    Un placer leerlo.
    Saludos.
    Eli,

    • claudio ramirez vasquez

      El placer es Mio, Eli. Con grato comentario el tiempo se detiene y la distancia se acorta.

    • esthelarez

      Mi estimado Maestro, son arreboles colorados que incitan al placer mundano en las más risadas aguas de la pasión febril que aunque por ósmosis encabritan también tiembla la más escéptica… Un abrazo con admiración te envío desde mi alma y corazón.

      • claudio ramirez vasquez

        Hola, esthelares de Colombia. Es un gusto conocer tus comentarios lo cual enriquece y saber de Tí mi alma se tranquiliza.

      • argentino nadies

        Mucha sensibilidad y también conocimiento profundo de la naturaleza. Ello te permite apreciar lo que otros no observan. Los sentidos nos conectan con el mundo sensorial, pero lo sensible se completa en nuestra mente, donde en maravillosa síntesis se amalgaman saberes, sabores, recuerdos, historias, evolución del yo, para transformar nuestra experiencia en única, verdaderamente personal.
        Felicitaciones por permitirme a la distancia y en tu puño, gozar del curso caprichoso de tu tío, que ahora al compartirlo tú, ¡lo hago mío!

        • claudio ramirez vasquez

          La vida contemplativa nos entrega sus secretos y nos permite entrar en la dimensión del universo si dialogamos con la materia y la energía. De Tí recibo con emotividad tu grato comentario y como dicen los grandes maestros : " Aún hay tinta en el tintero " . Gracias , amigo poeta.



        Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.