Elmer Godoy

Una noche sin café.

Una noche sin café.

 

Cuanto tiempo ha pasado,

he leído tanto, que he olvidado,

tengo sueño, hace frío en casa,

¿Dónde estará mi taza?

 

Vamos mi pequeña tetera,

el aroma llega hasta afuera;

Elixir, embriagante tortura,

trae amargura y al alma cura.

 

Tu cuerpo tambaleante,

reflejos de tranquilidad,

aliciente de paz, al instante,

café mi más grande amistad.

 

Perenne dosis furtiva,

allanar el alma, despuntar el alba,

inquieto espíritu aventurero,

leer, pensar, tú lo que más quiero.

 

Y sin ti como podría vivir,

pensando, en el paso de tu existir,

viajaste por el mundo con fe,

no quiero una noche sin café.

Comentarios5

  • Lita_81

    Hermoso poema el que le ha inspirado la taza de café. Me ha encantado. Si quiere me invita una estimado haber como la prepara y de paso prestarle. Jajaja me acorde de doña. Florinda.
    Saludos del alma

    • Elmer Godoy

      Creo que por eso me inspire.... despues de usted. jajajajaj. gracias por tu comentario amiga mia.

      abrazos fraternales

    • Laura Mutti

      ¡Qué buen poema! Me re encantó. Seguí escribiendo. Saludos.

      • Elmer Godoy

        Gracias!!! te agradezco tu comentario. seguire.

        saludos del alma

      • lupita Gonzalez

        Bello poema amigo, me gusto!! Saludos del alma!!

        • Elmer Godoy

          Es un agrado muy fuerte que te guste, gracias

          saludos del alma

        • Hugo Emilio Ocanto

          Buenas letras en homenaje a ese café que necesitas, ya por costumbre.
          Se asemeja a mi gusto, una buena porción de café, Una necesidad después de una liviana cena.
          Tus letras llegan.
          Fraternal abrazo.
          Hugo Emilio.

        • Elmer Godoy

          Gracias por tu presencia, y que gusto que te guste el café, bueno seria raro a quien no.

          Abrazos del alma amigo.



        Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.