yosoyelquesoysiempre

¡BREVEDAD!

 

 

¡BREVEDAD!

 

Están todos reunidos en este increíble invento,

los he venido sumando como preciado botín,

con rapidez asombrosa cada día los recuento

¡Y en frente de la pantalla celebro mi gran festín!

 

El tiempo pasa de prisa ya no hay quien pueda negarlo,

muchos amigos se marchan a veces sin darnos cuenta,

con asombro y desazón aquí estoy para contarlo:

¡La gente que más queremos para siempre se ausenta!

 

Era apenas un infante cuando observaba a mi viejo,

¡ Y allá en mi interior decía, quisiera tener su edad!

La supero ya con creces y me hace sentir perplejo.

¡Hago cuentas y me digo, esta vida, es brevedad!

 

He sido un poeta austero con honradez lo confieso,

que en vez de amasar dinero sílabas tengo a mi haber,

nada del mundo te llevas cuando se dé tu deceso.

¡La partida ante la parca, todos debemos perder!

 

Después de ausencia larga hoy renazco como bardo

y espero que broten versos de la veta de mi alma,

cuando la pluma se apresta seguro estoy no me tardo.

¡Y en los sentidos se instala la musa con mucha calma!

 

Esta es toda mi ganancia con orgullo lo declaro,

de lo que me privó el mundo, ha de volver a mis manos,

de momento estoy tranquilo no pongo ningún reparo.

¡Para mí están trabajando, día y noche, los arcanos!

 

Son la verdad más cimera, que nunca me echa de lado,

en lo que creo, yo mismo, nada más puedo saberlo.

El ser que a mí me dio vida, jamás me tendrá olvidado.

¡Razones tengo de peso, para sin dudar, creerlo!

 

JAIME IGNACIO JARAMILLO CORRALES

Condorandino

 

Me duele la pérdida de mucha gente bella, de tantos amigos y parientes que se marchan para siempre... en ese viaje sin retorno. Porque es ley de vida y a todos nos espera una estación.



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.