LeanOzuna

Siete versos y un final

SIETE poemas te dediqué y vi que tus sonrisas eran diferentes al contacto de tus ojos con mis letras.

SEIS palabras que nunca te dije, pero que mi mente nunca se cansaba de repetir: "te quiero conmigo, no te vallas".

CINCO miradas me demostraron que el mejor paisaje no se encuentra en la naturaleza, sino en tus ojos cafés.

CUATRO caricias y el tiempo se congelaba, sólo para volver a quemarse con el fuego de tu presencia.

TRES horas sin hablar contigo se me hacen eternas; sin escuchar tu dulce voz, se me amarga hasta el día más feliz.

DOS besos hicieron que nada más importe; ya que probar el sabor de tus labios, me hizo perder el norte.

UN sueño. Esos momentos contigo no fueron más que un espejismo creado por un corazón ilusionado.

Siete poemas.

Seis palabras.

Cinco miradas.

Cuatro caricias.

Tres horas.

Dos besos.

Un sueño.

Cero.

Me quedo en cero sin ti.



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar [email protected] Regístrate aquí o si ya estás [email protected], logueate aquí.