Tatan Love

Aquella noche



Encima de la mesa yace tu huella,

Acompañada de un exquisito vino

Son las diez de la noche

Y recuerdo todo aquello, que fulmino nuestro amor

Con copa en mano,

Saboreo cada gota de tus besos,

Pasando lentamente mi lengua entre tus rezos

Mi cuerpo quedo intacto al sabor de tu piel,

Y nuestro deseo quedo para siempre fiel.

La luna fue confidente de nuestra aventura

Y mis manos todavía delinean tus curvas a la dulzura.

Como no recordar aquella noche que se hizo eterna

Si fuerte fue la manía de tenerte entre mis brazos

Descontrolado deseo del uno al otro

Mente y corazón, pasión al amor

Como olvidar todo

Si yace en la mesa tu huella

Dulce locura fue todo al tenerte

Un aliento que al danzar me cautiva

y me invade el deseo del sabor de tu miel.

 

(Colombia , autoría tatán ©)

Comentarios2

  • Carmen Ubeda Ferrer

    Intensa pasiĆ³n, amigo jotatan.
    Saludos de afecto de

    Carmen

  • Madeleini Sosa

    Interesante



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.