Rita89k

Ellos

Le rodeaban frases ambiguas que no llegaba a entender;

la tristeza de oírlo la superaba.

 

Seguían siendo una casualidad efímera de la vida. 

Sin embargo les faltaba poco para ser la casualidad única de ambas sus vidas.

 

Él cambió. Ella no.

 

 

 

 

 

 

Comentarios1

  • benchy43

    Encantado de descubrir tus letras.

    Cariños. Que tengas un bello día.

    Ruben.

    • Rita89k

      Me agrada mucho su comentario. Muchísimas gracias. Espero que tenga un buen día.

      Saludos,

      Rita



    Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.