Mujer Nagual

De camino hacia los claros

Hay en el interior de las cosas un llamado,

dimensiones que habitan corazones,

y te ponen a girar: tú lo llamas danza.

Se desplazan cristales de colores,

tu visión es un calidoscopio vivo,

vivilo.

Sin misión ni rumbo

vagan las reacciones.

Animate a cruzar el puente.

Siempre hay mas en la simple espera

Alerta

la condición cambia

el tiempo no importa,

menos es más.

Silencio es tu sangre,

empuja el impulso divino.

Nadie entiende,

todos venden algo que no saben de donde viene,

y lo compran...

mientras el gran rayo cae,

algunos se embarcan en la tormenta.

Navegante de las memorias del mundo,

solo no eres para la tarea.

Es tu casa el amor del intimo,

ve a nutrirte,

ve aunque el dolor no te sonría hoy.

ve.

Jamas nadie entiende.

Nunca escaparás.

Siempre estarás.

Ve.

 

 



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.