Xavier Martinez

Mi DESEO

No importa la época del año que fue, no nos interesa, lo que verdaderamente nos interesa es lo

que nuestro protagonista deseaba cada día y cada noche.

Soñaba cada noche al irse a dormir con él,

podríamos decir que era el hombre de su vida,

el más Bello,

con el que compartía o compartió algunos deseos,

no todos siempre le quedaba algo,

esa era la llama que tenía su amor más encendido;

cada noche al irse a dormir lo abrazaba como si fuera su ultimo abrazo,

bien agarrado dormía tranquilo.

 

 

En sus sueños el creaba sus figuras en las nubes las envolvía de tiernas melodías que le

recuerdan,

las estrellas marcaban su camino y el viento,

el viento acariciaba su cara sudada.

Cuando mientras él le pensaba,

Como hice para amarte tanto ¿Como hizo para negarle tanto amor

¿ Por qué la vida le pudo regalar este Deseo ¿

y él se lo llevo consigo.

 

A mí me gustaría saber si cuando lléguese a tocar los más altos sueños el estará allí esperando

que aún le amé,

queriendo ser,

el ser más amado como siempre,

la incógnita de todo su verdadero amor llevaba su nombre,

o el mío, o el tu yo. De aquel momento que el no supo ver su luz.

Cuando los días que se despertaba a media noche sus lágrimas le recorrían toda la cara,

al ver que cada noche el solo abrazaba a una almohada, la que un día compartieron.

Todas y cada una de las noches, solo era lo que él desea abrazarlo.

Nunca quiso enfrentarse a sus fantasmas, a sus miedos,

él sabía que sus deseos se fueron con él.

 

En sus noches y días de llantos silenciosos aun tenia fuerzas para desear que si algún día lo

pudiera volver a besar,

inconscientemente.

 

Por un momento volvió a su realidad en su cama solo, sin él,

preguntándose quien sería que disfrutara de su cuerpo, de su abrazo,

sus besos de todo lo que él deseaba,

no quería reconocer que todo se perdió pero desgraciadamente ese fue o es su final,

sus llantos y su soledad en esa cama, en las noches que ya no pasaran juntos,

en los días que no se sonreirán,

él sabía que esta con otros y cada día de su vida sería así, la realidad volvió,

el dolor se le hizo más insoportable tantas preguntas sin respuestas de su ser Amado,

cuantos llantos.

 

 Dime la verdad y no me hagas más daño

¿mi corazón aún vive en la realidad de tu amor de una amor engañado

No las times más mi alma sabes que solo tú me das esa calma,

me fascinaba ,

ver tu sonrisa y  mirándote a los ojos,

besar tus labios y sentirte,

comprendo ahora que no me quieras ver sé que no me perteneces y que perteneces a todos .

En realidad no sé si algún día fuiste mío por unos minutos hoy para mi tu amor es mi dolor y mi

fantasía.

 

 

 No me lamento de mi Deseo,

Te entregue mi cuerpo, como tú el tuyo, entregue mi Alma

Y mi corazón

 

Sé que sería el fin de la ilusión de los amantes,

Ya nadie podrá amar igual,

Ya nadie podrá sudar más,

Solo mirarían con envidia dos cuerpos muertos de  mi Deseo

 

 

Xavier Martinez

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Comentarios1

  • Xavier Martinez

    Gracias a mi Amigo Josehp Sala por sus imagenes



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.