poetia

Del dolor y llanto

¿ Cómo es que he alimentado tu amor ?

Yo, que soy una indigente, sin techo,

sin pan, sin gota de agua...

Yo, que soy el desprecio de la tierra donde fui semilla sembrada.

Yo que tengo al mar en los ojos.

Semejo esas redecillas rotas que atrapan peces muertos.

Ah, soy un saco de lamentos...

Y en la ciudad no solo llueve;

yo me uno a las nubes y me derramo.

Mi alma grita, tiene el rostro desfigurado:

quiero volar y no tengo alas.

¡ Ay ! Este estertor en el pecho... 

Moribundo sueño de plumas desgarradas.

Y entre esta pena, tú me amas. 

 

Comentarios1

  • Dulce

    El amor no mira esos detalles. Se siente desgarradora tu poesía, saludos.



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.