Aviador nocturno

Mi ciudad, tuya

La independencia será un suspiro
Llevaré con honor los colores de tu bandera
No habrá necesidad de ser precisos
Ninguno llevó jamás un registro de las palabras bonitas
Y solo importará la torpeza
El descubrimiento
Porque una ciudad te había esperado
Y ya habrá perdido sus mejores atributos
Porque tus ojos que antes estaban estáticos
Serán como un dios creando
A nuestro alrededor una ciudad nueva
Con materiales de mi pecho
Con las manos tuyas



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.