poetryman

PUNTO FINAL

Mi cielo es una esperanza

poblada de guijarros de oro

no tengo prisa por entrar en la batalla

mi carcaj esta listo, tenso el arco

el ojo preclaro y el pulso diestro

acertaré en el blanco,

y tu corazón será mío,

con todas sus lluvias

y todos sus decires, las maldiciones

las echaré al fuego de furiosas lenguas,

mi mano, trémula pero certera

no te dejará un instante...

Partiré al alba.

Comentarios1

  • David Arthur

    .... tu corazón será mío,

    con todas sus lluvias

    y todos sus decires, las maldiciones

    las echaré al fuego de furiosas lenguas,.........muy bueno Sevástian.

    Saludos amigo



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.