Humberto Velasquez

Es a tu beso que le hacia falta

Es a tu beso que le hacía falta,
al que le escribo,
al que es necesario enseñarle que vaya sin prisas,
pero pudiste ser otra,
y yo quise creer que eras una simple teoría.

Es a tu beso que le hacía falta,
todo, el apetito de un tiburón,
la fuerza de elección, como la de un pueblo.

Es a tu beso que le hacía falta,
para poder llevármelo en el café a diario.
Es a esa pobreza,
que de vez en cuando se anclaba en mis huesos.

Y esta vez quiero creer,
a tu bolsillo de papel, y de dinero,
que es por eso que tu beso de polvo,
no palpita, no bombea, no me inspira mi sangre.

Es a tu beso que le hacía falta,
elegir como lo hace el cisne,
admitir como lo hace el derrotado,
bajar siempre la guardia si es necesario.

 

Humberto Velasquez Jiménez

11/Febrero/2016

09:37 a.m.



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.