Ritch

O tú o la libertad


Como elegir el agua donde seré ahogado, aprisionado en la inmensa hola de tus buenos sentimientos; tú, tan llena de la mas grande convicción de no dejarme nunca.
Y yo, en mi alegría temporal que permanece hasta que tu te vas. Pero quien quiere un amor? Quien quiere ser libre? Quien se preocupa por los que no quieren ninguna de las dos?
Lo mejor de mi vida es la dificultad de tu ser que se convierte en el vicio de quererte a diario. Quien quiere la libertad? Quien quiere ganarle un partido de ajedrez a la soledad?



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.