IRMA PERIBAN VILLA

NOCHE FUNEBRE Y SOMBRIA

 

Era una noche

tan funesta y fría,

Cuando todos en su lecho

ya dormían .

Una de tantas noches

que llovía,

el cielo relampagueaba

como si algo presentia,

y un soplo frio

mi cuerpo recorría.

 

Por un momento,

la luz que a la casa iluminaba,

de pronto se fundia,

mirando por la ventana

las cruces del cementerio,

vi,

que todo en vueltas se movia

la niebla  obscura todo recorría.

 

La tierra empezaba a removerse,

aterrada mi cuerpo comenzaba a contraerse,

se oían veces de lamentaciones,

acusando al humano con reclamaciones.

 

Un viejo monasterio,

el maullido de un gato,

La entremetida Luna,

Todo forma un marco,

de noche funebre

 

fúnebre y sombría.

 

cadaveres humanos,

de hombres buenos y profanos,

pero ahí la muerte los unía.

 

¡De repente!

Comenzaron a moverse,

unos frescos,

otros aboyados

y todos los demás

ya despellejados.

 

La piel se me erizaba,

el miedo me acosaba,

pero, todas las noches

al sonar la última campana,

desde la ventana los miraba.

 

Fui a parar hasta el psiquiatrico,

Por, más que les decía

nadie me creía,

la visión de estos hombres,

que noche,

a noche se reunían,

mi ojos con destellos los veian.

 

Tratamientos crueles me aplicarón,

a si,

pasaron días, meses y años,

loca verdaderamente me volvía

Y en ese escalofriante lugar

mi cuerpo.

poco, a poco se perdía.

 

Nada pasa,

La lluvia cae,

el cielo aparentemente  brilla,

el hombre vivo ,

mira con ironia

la llega de un nuevo día.

 

AUTOR: IRMA PERIBAN VILLA...MEXICO

 

Comentarios1

  • CHARLES RIVERS

    hermoso poema.

    sigue asi niña.



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.