jesus Alejandro Reina

Así pinta mi bandera


Parecía al inicio de la primera hora
un horizonte tan hondo en los ojos del creador
al que bajaron legiones de orquídeas,
a abrasar las estrellas en un amor
que la tierra del sol amada
en el sereno vaivén
de las aguas jordánicas y su bramido
ofrendan reino,
y al tiempo de cuerdas,
y vibres, y percutes, y el chasquido reverberante,
dio un himno real que hasta la emperatriz,
que inefable en su honra
hizó su trono de rayo y marfil
para hacer morada junto ese océano…
el inicio del mar.
Pero luego, vino un hágase el arte
donde, se crearon sobre la inmensidad
de un enlutado sabanal de ecos, aquellas tonadas
ululantes, y sobre el idilio que el alba arrulla,
el camino al brete santo del curtido campesino.
Fecunda, el mastranto en rocío muestra el brío
en cabriolas de un cimarrón inmaculado.
Fecunda, el verso en la llanura desprende
espantos, silbones, anegadas fantasías
de vida eterna. Tras el bramido del abismo
anfitrión, morichal es entre grillos y
fieras. Fecunda, fecunda ¡fecunda tierra!
Que vierte sobre el son bravío del
joropo, la algarabía en alabanza
al creador sentado,
al horizonte,
sobre el sol. En reverencia agradece
su más perfecta creación.
Y ya es Reina,
que proclama toda esta tierra.
la dama de los blancos.
Sembrando lirios encendidos,
sobre la cabeza de mi tribu,
ungiendo de fuente celeste
el corazón de mi raza:
de amor y fe,
de fuerza y sangre,
sedición y piedad.
En los ojos del centauro va resoplante
entre densos relieves, la incontenible
sapiencia del aire lavado en libertad.
Desde el vigía de costas perladas,
desde las dunas de oro pulido,
desde las venas delta en titánico poder,
desde los campos de sangre,
del cuervo aurinegro,
de la nieve en poema,
de los valles preñados,
los riscos,
los blancos,
patriotas,
esclavos…
De Bolívar el bajo.
Pasillanea en el brillo de nuestros ojos
La valía dulce del mestizaje.
Coquetea dulce, en las
caderas orfebres
la bendición torneada
de esa ambrosía, néctar fresco de mujer
que al mundo en su mano, pendiendo de un hilo
lo domina a placer,
que hasta el dios mismo de rodillas estuviera
con aquel edén que lleva en su rostro, venezolana.
Y aquí termina mi corto poema,
que no es más que un
un harapo
a como en realidad ¡pinta mi bandera carajo!
Jesus Alejandro Reina (Mr. Smithson- Venezuela)


Gracias hermano y paisano
por tan grata invitación
leyendo tus certera letras
sentí una gran emoción
Porque la bandera nuestra,
digna de mi respeto,
Pinta colores históricos,
de aquellos seres heroicos
que lucharon por lo nuestro.
la riqueza, sus mares,
la sangre derramada
y las ocho antiguas provincias
en ella están plasmadas,
Así pinta mi bandera
de esta tierra tan amada.
Estrella Marina


Siento el aliento de la Gran Sabana. Soberbia, orgullosa, libre.
Canta una canción milenaria que se extiende desde Wonkén,
pasando por Kavanayén, atravesando Urimán, Kavá y Santa Elena.
Se unen a su canto el Kukenán y Roraima.
El aroma del Caribe fluctúa en el ambiente,
fuerte, sincero, trasparente, puro.
Honor de mi patria libre, dolor de mi patria martirizada.
Los Andes extienden su bendición, sobre toda esta hermosa nación.
Va de la mano con los Llanos, que generosamente abraza a mi pueblo.
Gloria al bravo pueblo, generoso y santo.
Coromoto extiende su manto para dar sustento y valentía
¡Oh hermosa nación mía! cuanto me dueles dentro
Duéleme estar lejano, fuera de tu frontera
pero aún así me siento orgulloso de honrar mi tricolor bandera.
(Kavi)


Me fijé en el horizonte y vi a mucha gente caminar,
luego imaginé a mi patria que tanto sufría por la paz.
Pues así con ese sufrimiento creí que al unir los colores de mi bandera,
se fortalecería aquella pequeña ilusión y esperanza que con alegría se muestran como una bella alabanza que se canta con amor y devoción.
Steel- El Salvador


Me haz invitado,
bello gesto, a
honrar
tu símbolo patrio,
caminos que se
encontraron
desde el norte,
Bolívar y desde
el sur San Martin.
como uno, hicieron
patria, gritos de
independencia,
libres y soberanos,
sembraron.
Contigo cantaría,
si me hicieras
el honor,
esa parte pequeñita
de tu himno, que
bien expresa
el amor, hacia el
país hermano
"Unida con lazos
que el cielo formó,
la América toda
existe en Nación..."
Nélida, con cariño
a la patria hermana,
desde Argentina


Al leer estos versos pienso y recuerdo como nuestros antepasados lucharon, con lagrimas, con sangre y mas que eso con pasión o el deseo de buscar la libertad... esa que alguna ves creímos tener pero que no era mas que una falacia total... donde eramos engañados por aquellos que deseaban superioridad, siendo así que el pueblo desfallecía, la tierra lloraba y el dolor se apoderaba de aquellos desdichados que buscaban algún día encontrar la luz en aquel precipicio oscuro como su realidad.


POR: PAOLA ANDREA PERAZA... DESDE BOGOTÁ, COLOMBIA


De norte a sur y de este a oeste
Soplan calidos vientos entre nubes celestes
Lluvia que caes haces mis campos fertiles
Y este corazon que late
Me hace levantar la frente.
Te llevo profunda en mi, Venezuela
Como la niebla de los andes
Como la sangre en las venas
Mezclada con el agua de tus playas
Cuando me siento en la arena.
Que lindo saberme tan tuyo
Siempre que recorro tu geografia
Viajando igual de noche, que de dia
Eres exacta y tal como te cantaba
Cuando nuestro himno nacional me lo decia.
Y dejo al viento y a tus rios
Todo mi amor y mi desamparo
Mi corazon y mis regalos
Para que laves siempre todas mis penas
Y que suene mi corazon como los cuatros
Que en tantos tarantines
Se exhiben en las carreteras.
Te quiero y te adoro tanto
9 galaxias son nueve letras
Que juntas todas
Se leen VENEZUELA.
Jesus Godoy



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.