martha martinez velo

CONTRADICCION

Busco el amor dije a los caminantes,

que pasaban de largo sin siquiera mirarme.

¿Dónde lo encuentro?, ¿alguien puede ayudarme?.

Pálida la luna, asomó tímida en la noche tibia,

mis pies cansados comenzaban a pesarme, 

¿dónde está el amor? un hilo de voz quedaba

solo recuerdo del ahínco con el que empecé mi viaje.

Ahora agonizante, ya sin energía de seguir buscando

recosté el entumecido cuerpo, bajo el cobijo de un gran árbol.

El sopor ganó y los sueños empezaron a inundarme:

la bella sonrisa de un infante, los pies descalzos

la boquita seca, los ojos lastimosamente hambrientos

si de pan o de protección no podría excusarme,

porque le dejé llorando y seguí buscando.

Luego la mano extendida de una viejecita ciega

que pedía a gritos que alguien le pusiera una moneda,

no paré porque me distraía de lo que yo buscaba:

ansiosa de encontrar el amor, que tanto gozo prometía.

Después apareció un hombre de brazos fuertes y

mirada franca, que su casa  y sustento me ofrecía

si me detenía   del  ejercicio de la loca búsqueda,

nada me detuvo porque el amor estaba ya a la puerta.

Mi tiempo se ha acabado y en este sueño de agonía

comprendí entonces lo contradictorio de mi proceder

pues en cada gesto, en cada camino, a la vuelta 

estuvo el amor,  lo encontré y me seguí de largo

sin reconocerlo:  ¡ lo dejé plantado !

MAVEL

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Comentarios1

  • sanzsant

    El amor está en cada resquicio de vida, o allá donde sepamos verlo, no deja de estar presente, es sólo cuestión de no dejarlo a un lado y que no se haga ausente.

    Un placer leer tan bellas letras.
    Saludos sinceros y con amor.

    Sanzsant.

    • martha martinez velo

      Eres realmente generoso al expresar tus motivadoras y poéticas palabras. El amor está intrínsecamente ligado al ser humano, la bondad, la caridad, el gozo que logras sentir al llevar a cabo un pequeño servicio cotidiano, no es el amor carnal el único icono del amor, la paz del deber cumplido al final del día te puede brindar intensa sensación de satisfacción; cuando sigues una fantasía te niegas a experimentar en todo su potencial ese bello sentimiento. Si lo comprendemos jamás va a depender del objeto o persona que lo generó, eso nadie jamás te lo puede negar o quitar, (nadie te lo da, también es intrínsecamente propio). Un placer, abrazos y bendiciones.



    Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.