Facian solé

Bramidos

En el umbral de una noche

el tiempo descansa,

se detienen las olas 

 al rededor de un  faro que guiña

a una barca sin timón,

Que deambula 

entre los sueños perdidos.

 

 



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.