SIBONEY

TARDE SOSEGADA



 

TARDE SOSEGADA

= = = = = = = = = = =

En el olvido del imperturbable

descanso,

la tarde bostezaba caprichosa;

alejada de todo lo profano,

oculta en su mundo de cristal.

Anhelaba la Gracia de lo Alto,

la alegría de un mundo más jovial.

Era libre, pero nada deseaba,

sólo amaba lo bello al natural.

Era libre, pero nada poseía,

sólo odiaba la envidia

de las almas que miran al pasar.

- - - - - - - - -

 

 

 



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.