Araceli Vellber

Las escaleras de la vida.

En algún momento tendré, que subir las escaleras

y tú bajarlas,

entonces, un peldaño será nuestro,

para cubrirlo de arañazos,

para dejar a los escorpiones, enseñar sus aguijones,

para el zapateo constante, de los ex amantes,

para que paseen los niños, ya con el desayuno,

para cubrir, de besos los escalones

o para dejar los escalones vacios.

En algún momento terminarán los escalones,

será, como cuando termina la vida

y terminan los besos

y cubriremos de escamas nuestra piel, para protegernos,

del calor del infierno.

De cualquier manera,

me gusta cuando caminas,

contemplo que estas aquí, allá, o no sé donde,

pero estás,

quizás bajado o subiendo,  escaleras de la vida.

Comentarios1

  • Trovador de Sueños ...y realidades.

    Expresivo y sentido en toda su dimensión, a la vida... esa vida. Un placer leeros, dulce y querida amiga.

    Cálido abrazo con afecto; os deseo un maravilloso y sereno día.

    Carlos



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.