jorge enrique mantilla

A UN VIEJO AMOR!

A UN VIEJO AMOR!

 

En la vida hay amores, que nunca el corazón puede olvidar

Amores viejos, que con el paso del tiempo se vuelven imborrables

Recuerdos que se alejan, destellos difíciles de callar

Miradas de reojo, que derramaron lágrimas de sangre, inolvidables

 

Añoranzas de un viejo amor, de besos inaplazables

De rutinas, en las mañanas alegres y resplandecientes

De placeres y ansiedades en las noches interminables

Como los rayos de luna, que reflejan tu enagua en la laguna

 

Un viejo amor de despedidas, de reconciliaciones perdidas

Un viejo amor, de ilusiones, de primaveras florecidas

Un viejo amor, de pasiones inolvidables, conseguidas

Un viejo amor, de odios y rencores al fin, desaparecidas

 

Como olvidar un viejo amor, de besos y bellos quereres

Aquel cuerpo hermoso de emoción, respirar sin aliento

De tu boca callar, con mis labios húmedos sedientos, de tus placeres

Respirar tu espacio, apoderarme de tu llanto, es mi tormento

 

Momentos que jamás volverán, de huidas sin escapar

De citas incumplidas, el azar de tu soledad

De lágrimas de ojos tristes, de tu rostro, la angustia sin encontrar

De alma noble y pura, espejo infinito, que se hizo realidad

 

A un viejo amor, como aquella cicatriz, que dura toda la vida

Recuerdos de tristeza y alegrías, con locura compartida

De picardías risueñas, hechizadas de pasiones sufridas

Momentos que jamás volverán, de fuego sin cenizas, desaparecidas

 

Recuerdos de un viejo amor, que permanecerán sin ser esfumados

Ilusión que despertó la pasión del verano abrazador

Sueños soñados, que amanecieron de aquel silencio esperado

Amor viejo, de amores olvidados, de tesoros hermosos enterrados

 

Tiempo pasado de añoranzas y planes despreciados

Dueña del más dulce placer, sin guía deseado y esperado

Extraña flor de mi jardín florecida, de sus amores conseguidos

Dicha del pasado, del presente, llantos derramados y olvidados

 

A un viejo amor, de esos que vinieron y un día se fueron

De esos que hicieron llorar y de sus labios acariciar

De despedida, de rabia y amargura, de infiel sin atadura

De sentimiento que a nadie incumbe, de noches largas, sin soñar ni despertar

 

A un viejo amor, de mirada tierna en el horizonte perdida

De rostro envejecido, languideciendo de tristezas sufridas

De lágrimas esparcidas, de almohadas húmedas contenidas

Poemas que un día te dediqué desconocidas y por ti desaparecidas

 

Viejo amor, de sueños de luna, de cofre en el desván desguarnecido

De labios carnudos de fuego, de besos de llama encendida

De ojos saltones de reojo, que ablandaron el cuerpo, matadores

De sonrisa, que acaricia dientes de mordisco escondido

De piel de nieve, en el atardecer de arreboles de sus interiores

De cabellos largos de azabache, que la brisa ondea, del pasado conseguido

 

A un eterno viejo amor, de las espinas, tu efímera rosa

Del dolor del alma, calma de tus pétalos tu bello aroma

Exquisita y ardiente, del fulgor de tus fragancias, por siempre hermosa

Para que mirar otras rosas, si tú eres para mí, maravillosa!

 

Tu recuerdo, es como vendaval de arena que azota el desierto

Poderoso y arrebatado, que cubre de tormenta sin ser apaciguado

Que me deja ciego y sin horizonte, de otros amores derrotados

Sin olvido ni pasado, de aquel adiós, del infinito soñado

 

Ha pasado mucho tiempo, años de soledad, quizás

Pensar que un día, como las hermosas violetas, regresarás

No sé si con enojo o de amor salvaje, de aquel ayer, sé que volverá

Recuerdos que marcaron espinas de amargura, de ocasiones y sus razones

 

Me persigue un té quiero, en tu vida loca desordenada de pasiones

Una tortura de perdones y equivocaciones

Un olvido sin memoria, que azota con intensidad los corazones

Marcha desorientada en la lejanía, que hiere el interior de sensaciones

Que lleva a avivar la llama, de recuerdos sin soledad ni desesperaciones

Sin lágrimas por derramar, ni heridas por cerrar, ni rencores por subsanar

Bellos recuerdos de un viejo amor, que ni se olvida, ni se deja, del Creador, sus bendiciones!

 

“Joreman” Jorge Enrique Mantilla – Bucaramanga sep 24-2015



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.