kavanarudén

Ese niño que llevamos dentro (Relato)


AVISO DE AUSENCIA DE kavanarudén
Todas mis obras están registradas. Tienen derecho de autor. "SAFE CREATIVE". safecreative.com

 

 

Lentamente subí las escaleras.

Me apoyaba en el pasamano y trataba de no hacer ruido alguno.

 

Al llegar al piso superior de la casa, no lo encontré. Busqué en la salita, en el llamado cuarto de los santos (nominado así por mi madre, ahí se encontraba una mesita con todos los santos a los cuales ella y mi padre eran devotos. Siempre estaba encendida una velita y dispuesto un reclinatorio para la oración).

Entré despacio en mi antigua habitación y, finalmente pude escuchar su fino respirar y su gemir. Los sonidos provenían del antiguo armario. Ese en donde me escondía para no ir a la escuela o donde después de una agresión era mi refugio favorito. Lo abrí muy lentamente y ahí dentro lo encontré. Estaba acurrucado, se abrazaba las rodillas. Me miró fijamente, con temor, y pude leer, vivir, todo el dolor, la soledad, el sufrimiento que sentía. Estaba llorando amargamente.

 

- ¡hola! – le dije con la voz más dulce que pude -

 

No obtuve ninguna respuesta.

 

Me senté frente a él y por un momento dejé que el silencio fuera quien nos comunicara.

Al improviso me entraron ganas de llorar y lo hice sin reparos. Él me miraba curioso y me di cuenta que el temor poco a poco lo abandonaba, pero aún no se fiaba.

 

¡Hola! - le dije de nuevo – y seguí hablando.

Mi corazón se abría y me dejé llevar por lo que sentía.

 

Conozco todo tu dolor – continué -. He experimentado en carne propia tu sufrimiento. Comprendo cada lágrima que derramas.

Desde que naciste tuviste que aprender a sobrevivir en un mundo donde reinaba la mentira. Donde el “qué dirán” tenía un peso enorme en la vida de tu familia. Fuiste rechazado desde tu primer llanto, por no ser lo que tu madre quería que fueras. Aprendiste a sobrevivir ocultando tu sensibilidad, porque era considerada negativa.

No recuerdas una caricia, un beso, un abrazo de tu madre y pocos, muy pocos de tu padre, el gran ausente.

Nunca tuviste una fiesta de cumpleaños como la tenían tus compañeritos de clase y por consiguiente nunca llegó un regalo. Tus padres estaban demasiado ocupados para ello.

Tu madre entró en depresión poco tiempo después de tu nacimiento. Una depresión que le duró por muchos años cosa que la hizo agresiva tanto física como psicológicamente a causa de su bipolaridad.

Te hiciste cargo de ella, cosa que no te correspondía y lo peor fue que creciste con un complejo de culpa enorme. Pensaste, por años, que tu nacimiento fue la causa de todo su mal, sobre todo interpretando la rabia que sentías, de parte de ella, hacia tu persona. Trataste de agradarle en todo, pero nada era de su complacencia.

Pocos son los recuerdos alegres que conservas de tu infancia.

 

Me acerqué y sin pensarlo dos veces lo abracé tiernamente.

Te quiero – le dije – sí, te quiero y mucho, más de lo que puedes pensar, mi niño querido.

No eres culpable de nada del pasado. No podías tomar una responsabilidad que no era tuya.

Te amo más que a mi vida pequeño y siento todo el dolor que te causaron, dolor que aún hoy tiene sus consecuencias.

 

Me abrazó fuertemente y comenzó de nuevo a llorar. Dejé que se desahogara sin decir palabra alguna, acariciando su cabello castaño. Apretándolo fuertemente contra mi pecho. Tomé su rostro en mis manos y lo besé tiernamente, muy tiernamente.

 

¡Basta pequeño de sufrir! ¡Basta de sentirte en culpa! Yo soy tu amigo, soy tu hermano, soy tu ser y te protegeré. No dejaré que te hagan daño.

Confía en mí que no te defraudaré, daría mi vida por ti, mi pequeño. No estás solo y te comprendo.

 

Estuvimos abrazados por un largo tiempo. No sé por cuanto.

Se sintió comprendido, amado, protegido y automáticamente dejó de estar triste, de ser agresivo y fue mucho más comprensivo.

 

Comencé a sentirme más a gusto conmigo mismo y en paz. Integrando, no negando todos los sentimientos que siento y siendo más consciente de mi entorno.

Apreciando y viviendo los momentos que me brinda la vida: una puesta de sol, una música suave, el caer de la lluvia, el sol nacer, la luna llena en el horizonte, el pasar sereno de las estaciones, una copa de vino tinto con un amigo o una amiga, la caricia de dar o recibir, el amor dado y recibido, las estrellas en su constante titilar, la belleza de las letras y el poder expresarme en ella.

Cada encuentro conmigo mismo ayuda a sanar la herida de ese niño indefenso, maltratado que llevo dentro. Ese pequeño que me ayuda y me enseña a soñar, a jugar, a apreciar tantas cosas que los “adultos” con el pasar del tiempo olvidamos o perdemos en el camino.

No puedo regresar al pasado y cambiarlo, pero sí lo puedo integrar, dar el sentido justo, el lugar que debe ocupar para que el mismo no comprometa mi futuro. Opto por la felicidad, por la plenitud de la vida, por ser la mejor versión de mi mismo.

 

Juntos bajamos las escaleras, mano de la mano, sonriendo, riendo, jugando y nos perdimos en la inmensa aventura llamada vida.

Comentarios26

  • nellycastell

    Bella historia que puede ser la vida de cualquiera, muy emotivo y hace extremecer la razón por la que suspiro, demasiado amor concentrado en ese ser que acoge en su regazo a ese niño que llevamos tan dentro que fue producto de malos tratos. Hoy sabemos cuidar y amar y por sobre todas las cosas, lo sabemos guiar porque conocemos la luz del camino que le puede guiar al sendero de paz. Besitos mi querido poeta y a ese niño interior que nos prduce tanto amor al leerte. Te quiero un monton.

    • kavanarudén

      Mi querida Nelly
      Que gusto verte por mi, tu rinconcito poético.
      Asì es amiga. Ese niño que nos ayuda a conservar la inocencia y poder gozar de las pequennas cosas de la vida. Mientras màs sereno, tranquilo y sano, màs armònica serà nuestra vida.
      Hay que cuidarlo, amarlo, protegerlo y eso garantizarà la paz y el bienestar.
      Gracias amiga del alma por tu presencia constante y te mando un abrazo desde ese niño que llevo dentro que se alegra con verte y poder jugar contigo también.
      También te quiero un montòn y un poco màs.
      Siempre contigo
      Kavi

    • Jorge H. Ramirez

      Muchos de nosotros no tuvimos una niñez cómoda y placentera, más sin embargo sobrevivimos, dichosos son los niños que están rodeados por el amor y el sustento de sus padres y familia. Felicitaciones Kavi por tu poema de amor, reflexión, y esperanza, para que haya un mejor trato con todos los infantes.
      Saludos y recuerdos amigo poeta.

      • kavanarudén

        Referencia hacía a nuestro niño interior. Ese niño que han maltratado de una u otra forma. Hasta no lograr sanarlo, curar sus heridas, no llegaremos hasta la armonìa y plenitud de nuestro existir.
        Gracias mi hermano por pasar y dejar tu comentario.
        Un fuerte abrazo
        Kavi

      • Adri Delfini

        Toda la ternura expresada en tu cuento Kavi, reconstruir a los niños que fuimos es amoroso para este aprendizaje y saber que lo ocurrido fue para fortalecer nuestra autoestima es seguir para adelante, abracitoooo fuerte, te quiero y feliz lunes

        • kavanarudén

          Eso mismo. Todo lo sucedido en nuestra vida tiene su razón de ser. Somos el resultado de todo lo vivido en el pasado. Ese niño que llevamos dentro debemos cuidarlo, reforzarlo, amarlo para que pueda sanar al hombre, a la mujer sin perder la ilusión y el objetivo de la vida. Bueno amiga, sé que de eso sabes bastante, de ese amar y querer a ese pequeño que llevamos dentro.
          También te quiero mucho
          Kavi

        • Maria Hodunok.

          Me hiciste emocinar Kavi.
          El niño interior, es el que marca nuestros pasos.
          Preciosa historia nos compartiste hoy, amigo.

          Abrazos y Bendiciones.

          • kavanarudén

            Mi querida Maria.
            Ese niño que llevamos dentro y que nunca crecerá porque nos ayuda a vivir los pequeños detalles de la vida.
            Me alegra que haya sido de tu agrado.
            No es fácil curar las heridas de ese niño, pero necesario es para poder sanar tantas cosas del adulto que somos. Si no tendemos a repetir la misma historia y no vivir en plenitud.
            Te mando un fuerte abrazo rompedor de fronteras y distancias.
            Kavi

            • Maria Hodunok.

              Kavi, hoy escribí la historia de esa niña que llevo dentro, pero la mia es feliz.
              Cariños, amigo.

            • Hay 3 comentarios más

            • ALVARO J. MARQUEZ

              Yo de niño tuve muchas carencias en lo que se refiere al cariño y me sumergí en tus letras de hoy y vinieron a mi recuerdo algunos momentos tristes. Un escrito con una carga duerte de sentimientos, sin dudas. Un abrazo hermano

              • kavanarudén

                Amigo y hermano.
                Al igual que tú, no recuerdo mi niñez feliz. Me di cuenta de adulto que ese niño maltratado me estaba fregando de adulto. Mucha rabia, rencor, odios que no me dejaban en paz. Me topé con alguien que me hizo ver esa realidad de mi niño herido. Lloré hasta desahogarme por completo. Lo más duro fue hablarme, es decir, hablar con ese niño herido, maltratado. Asegurarlo, decirle que lo amo y lo protegeré, que no debe temer.....en fin lo que escribí y eso para mi fue una gran liberación. Lo cuento en dos pasos, como se dice, para hacerla corta.
                No es fàcil, pero es posible. En la medida que ese pequeno sana, muchas cosas van tomando su justo lugar en nuestra vida. El pasado, como digo, pasado queda, no somos responsables de ello, pero si de nuestro presente y por ende de nuestro pasado.
                Siempre he defendido que se puede sanar, que no estamos predestinados por algo negativo vivido en el pasado. El hombre tiene la capacidad de superar, de crecer, madurar sacando partido de las cosas màs dolorosas vividas. Esas que nos hacen fuertes en el fondo.
                Te mando un fuerte abrazo paisano querido.
                Kavi

              • De Sol y Luna

                Yo simplemente me emocione, me conmoví , mi niñez tan hermosa tan llena de contrastes muy feliz en mi pueblo . trepándome a los arboles, correteando con mis amigos , ni hambre sentía bendito Dios que nos da etapas , y es muy lamentable crecer

                estas letras me hacen valorar lo bonito que es ser niño y aunque crezcamos nunca hay que dejar de lado ese ángel llamado niño interno

                Precioso gracias .

                • kavanarudén

                  Mi querida amiga.
                  Ahí está la grandeza de la humanidad, en la variedad de experiencias, unas buenas otras no tanto.
                  Me alegra que hayas tenido una niñez feliz, lo siento de veras. Te imagino corriendo, saltando, yendo y viniendo, encaramada en esos árboles y siendo feliz.
                  Como bien dices es bueno valorar todo lo que tuvimos, porque en el fondo, somos un resumen de todo cuanto vivido. Sigamos amando, mimando, queriendo ese niño interior que llevamos dentro y merece todo lo mejor.
                  Un fuerte abrazo de mi parte.
                  Se te quiere y admira.
                  Kavi

                • Violeta

                  Yo siempre digo que mi niña interna no ha crecido por eso me lo llevo bien con todo mundo.. Esta historia mi kavi da a destacar que hay que saber comprender el justo momento en que se dan las situaciones , saber asumir el momento y dar la ayuda necesaria y saber entender lo que dañaba a ese pequeñito y es verdara lo improtante es saber dar la paz espiritual que con un solo gesto , palabras y una buena mano estendida se puede mucho... QUE BELLO RELATO MIKAVI

                  • kavanarudén

                    Mi querida amiga.
                    Gracias por ese comentario tan grato, profundo y hermoso.
                    Es cierto las palabras, la buena mano, la caricia, la mirada tierna y comprensiva pueden hacer verdaderos milagros.
                    Siempre es bello verte por mi, tu rinconcito poético.
                    A ti un fuerte abrazo.
                    Te quiero
                    Kaviomaramor

                  • Diluz

                    Te puedo asegurar, querido amigo Kavi, que todos los niños, por muchos que sean los amorosos recuerdos que tengamos de nuestra infancia, todos, y estoy segura de ello, al darlo por testimonio, hemos tenido estos sentimientos en alguna ocasión de no sentirnos del todo queridos , y nos ha faltado en su momento esa contención tan necesaria, si no fuera así, nuestros caracteres no estarían hoy con la fuerza necesaria para afrontar la vida con todos sus cambios tan concurrentes, y caeríamos vencidos ante los primeros embates, y de esto nadie pero nadie nos puede evitar de sufrirlos.
                    Me has hecho llorar, imposible no hacerlo, tus letras son puro sentimiento de tu alma y nos llevas al espacio y lugar donde te nacen. También me devuelves la felicidad en el resurgir de ti mismo, al plasmar profundamente lo que anima en voluntad a tu pluma dándole el justo valor que la vida se merece, y es tu vida la que ha de disfrutarlo con creces, porque bien dices y así debe ser. “No puedo regresar al pasado y cambiarlo, pero sí lo puedo integrar, dar el sentido justo, el lugar que debe ocupar para que el mismo no comprometa mi futuro. Opto por la felicidad, por la plenitud de la vida, por ser la mejor versión de mi mismo.”
                    Lo has logrado y lograrás día tras día, vivir es un aprendizaje diario al que no debemos aflojarle ni un mínimo.
                    Con todo mi cariño, bendiciones para ti, querido Poeta.
                    *Diluz




                    • kavanarudén

                      Mi querida amiga, compañera de viaje y reflexiones.
                      Me has dejado sin palabras.
                      Todo tu comentario lo aprovecho al máximo. Has captado profundamente el sentido de todo lo escrito.
                      Trato de aprovechar al máximo esta oportunidad que Dios me ha dado en esta vida, en esta ùnica vida. Todos tenemos una misión, un camino que recorrer y sobre todo lo importante es estar en paz con nosotros mismos. Total, como digo a mis amigos, yo tengo que vivir conmigo mismo toda la vida, así que mejor es vivir en armonía y paz.
                      Muchas cosas se han tejido en el pasado, pero no es algo que nos predestine al fracaso, creo en la capacidad que tenemos todos los seres humanos de poder superar las cosas, por más difíciles o traumáticas que sean.
                      Un abrazo tierno y afectuoso que rompa todas las distancias.
                      Quien te aprecia y quiere.
                      Kavi

                    • sanchezmorra

                      Kavi! me pasé por aquí leyendo su cuento (me gusta escuchar consejos) efectivamente eso me ha faltado, encontrarme con esa niña que está en un lugar de mi, por eso el deseo y la búsqueda de la que la que hablo en ¿Dónde estás pequeña infante? espero que en medio de esa búsqueda al fin le encuentre.
                      Muy conmovedor por cierto su cuento, ha sido todo un placer leerle.

                      Saludos, Paola.

                      • kavanarudén

                        Paola amiga (así te siento) y paisano.
                        Déjate llevar y verás que serà esa niña misma a encontrarte. Está ahí, como te decía en el comentario a tu hermoso escrito "dónde estás pequeña infante?
                        Hermosa coincidencia. Dos escritos que en el fondo tienen el mismo protagonista.
                        No perdamos jamás de vista ese infante que llevamos dentro, de su sanaciòn y curación dependen tantas cosas en nuestra vida, sobre todo la paz y tranquilidad con nosotros mismos. Por cierto, me puedes dar de tú, si así te place.
                        Recibe un fuerte abrazo de mi parte. Bienvenida siempre serás a este mi rinconcito poético donde siempre habrá un puesto reservado para ti.
                        Kavi

                        • sanchezmorra

                          En serio que me ha inspirado mucho leerte y esta corta conversación contigo, muchas gracias!

                        • Hay 2 comentarios más

                        • Alejandro O. de Leon Soto

                          De niños queremos crecer y de adultos renegamos haber crecido...bella inspiración poética amigo...saludos

                          • kavanarudén

                            Alejandro, amigo del alma.
                            Ahì la inconformidad del ser humano.
                            Lo importante es encontrarnos con ese niño que sigue en lo màs profundo de nosotros.
                            A ti un fuerte abrazo.
                            Kavi

                          • Alexandra L.

                            Profunda reflexión Kavi, un inmenso mensaje en tus letras, conservar el niño que llevamos dentro, es un reto, que no todos alcanzan.

                            Un fuerte abrazo, feliz tarde, Alex.

                            • kavanarudén

                              Alex querida.
                              Un placer verte.
                              Es cierto, pero ahí la clave de poder sanar tantas cosas profundas que llevamos dentro y nos hacen mal.
                              Un fuerte abrazo amiga del alma.
                              Quien te quiere, admira y respeta.
                              Kavi

                              • elenas

                                Esto es triste pero te deja el alma con ganas de mas..muy hermoso tu relato amigo que decir por dios¡¡ solo felicitarte una vez mas,me gusto muchisimo,
                                saludos elena

                              • Hay 2 comentarios más

                              • Lissi

                                Un hermoso relato, que me deja reflexionando, viendo a mi propio yo, la niña...que vive con recuerdos, temores y esperanzas.

                                • kavanarudén

                                  Amiga, quizás sea el momento de sentarte con ella, escucharla, abrazarla, comprenderla, amarla y verás como sanas tantas cosas que ni te imagina.
                                  Esa niña hermosa que llevas dentro quiere ser tomada en cuenta, salir a pasear de tu mano y sentirse protegida, querida.
                                  Me alegra que te haya gustado mi relato. Duro encuentro, pero maravilloso y senador. Quien más quien menos, alguna herida llevamos dentro.
                                  Un fuerte abrazo y bienvenida siempre en mi rinconcito poético. Siempre habrá un puesto para ti.
                                  Bendiciones
                                  Kavi

                                • Edmundo Rodriguez

                                  Querido Amigo Kavi ,
                                  Bendito Dios ,
                                  que nunca te desamparó .
                                  Conmovido estoy .
                                  Un gran Abrazo .

                                  • kavanarudén

                                    Amigo del alma.
                                    Gracias por tu visita
                                    Eso si es cierto Dios siempre estuvo y está presente.
                                    Un abrazo hermano querido.
                                    Kavi

                                  • rosamaritza

                                    Sentimientos profundos cuando el niño que llevas dentro reclama tu atención, sentido relato querido kavi, en la vida abrazo y beso de rosamary

                                    • kavanarudén

                                      Mi paisana querida.
                                      Un abrazo enorme de mi parte.
                                      Gracias por pasar y dejar tu comentario.
                                      Un niño que es parte integrante nuestra y hay que atender.
                                      Besos
                                      Kavi

                                    • Beatriz Blanca

                                      El niño que llevamos dentro reclama sus derechos, si no fueron satisfechos en su tiempo, es el momento de comprenderlo, abrazarlo y protegerlo. Tú lo dices, verás que la vida es más bella y llevadera. Es importante perdonar, para ello hay que imaginar como fue la infancia de los que no nos supieron dar amor, tal vez ellos no lo sintieron nunca.
                                      Es un tema complejo y para reflexionarlo mucho.
                                      Kavi tus letras siempre llegan y me agrada poder acompañarlas siempre, porque te quiero.
                                      Un abrazo con el corazón, dispuesto a escuchar al tuyo.
                                      Que Dios te bendiga, hermanito del corazón

                                      • kavanarudén

                                        Mi querida hermana
                                        Comparto todo tu comentario.
                                        El perdón es el bálsamo que alivia, cura las heridas del alma.
                                        El encuentro con ese niño interior me ha beneficiado mucho. Me ha ayudado a sanar tanto rencor, rabia, dolor que llevaba dentro.
                                        Me alegra que te haya gustado y si, tienes razón, es un tema un poco complicado y no todos lo entienden.
                                        Estoy seguro que en ti tengo un par de oídos dispuestos a escucharme y un corazón enorme dispuesto a abrigarme.
                                        Un fuerte abrazo.
                                        Te quiero mucho hermanita.
                                        Kavi

                                      • Nancy Ruiz Lee

                                        Querido Kavi, ¡qué conmovedor relato! ¡Qué profundo! Muchas veces he pensado que hay heridas que sanan hasta que ocurre el "reencuentro", el llanto y el abrazo. Todos llevamos un niño... Gracias por escribir...
                                        Nancy

                                        • kavanarudén

                                          Nancy querida.
                                          Tienes razón, hasta que no ocurre ese reencuentro, el llanto y el abrazo sincero no se puede sanar, sea esto lo que sea.
                                          No se puede ir por la vida con rencores, odios, dolores, heridas que sangran y se pueden infectar. La vida es tan corta que tenemos que vivirla con paz, serenidad y por que no, felices.
                                          Te mando un fuerte abrazo de amistad.
                                          Gracias por pedirme la amistad, estaba apunto de pedìrtela cuando vi tu pedido el cual acepto con mucho gusto. Es un honor para mi ser contado entre tus amistades.
                                          Kavi

                                        • Humberto Barba

                                          Querido Kavi:
                                          Lo que relatas en tu escrito es de una belleza única que me ha llevado a sentir lo que has sentido; un nudo en mi garganta me hizo detener la lectura unos minutos...
                                          Al final he vuelto a creer que la vida es lo que nosotros mismos hagamos de ella y tu lo has hecho y por eso, solo por eso eres un CAMPEÓN.

                                          Abrazos fuertes y seguros de amistad querido Poeta.

                                          Humberto

                                          • kavanarudén

                                            Mi querido Humberto.
                                            De acuerdo al 100 por ciento con tu comentario, estoy convencido que la vida es lo que nosotros mismos hagamos de ella, que tenemos el poder de decisión, que podemos cambiar y mejorar siempre, que no somos unos pobres desgraciados condenados a repetir un pasado por muy doloroso o traumático que haya sido.
                                            Gracias por pasar, por visitarme, es un honor para mi verte en mi rinconcito poético donde siempre serás bienvenido amigo, donde siempre habrá un puesto para ti.
                                            Te mando un fuerte abrazo hermano del alma.
                                            Bendiciones
                                            Kavi

                                          • Enrique del Nilo

                                            Te vi en el espejo
                                            eras tú? o era yo…
                                            eras la sombra del tiempo
                                            eco de lo que pasó
                                            o acaso de lo que añorara
                                            pues nunca sucedió

                                            Eres la fuerza innata
                                            que me arrastra tras la cometa
                                            que me lleva a saltar la cuerda
                                            y volar en bicicleta


                                            Inspirador leerte hermano

                                            • kavanarudén

                                              Mi querido hermano Enrique.
                                              Tu visita para mi siempre es motivo de alegría.
                                              Me alegra que lo escrito haya sido motivo de inspiración para vos hermano.
                                              Como siempre, trato de escribir con el corazón, que sea mi ánima la que se comunique, yo soy un simple servidor.
                                              Recibe de mi parte un fuerte abrazo.
                                              Kavi

                                            • Trovador de Sueños ...y realidades.

                                              Hermoso es, nuestro niño interior... lleno de Luz y armonía, ese que siempre dejo salir entre sueños y realidades; cuanto nos ayuda ese niño... para sonreirle a la vida... esas heridas que ha recibido las ayudamos a sanar. Hermosa y profunda historia que deja una inmensa enseñanza, hermano del alma. Un placer leer, un honor hacerlo.

                                              Un fraternal abrazo y bendiciones, sin fronteras... paisano.

                                              Carlos

                                              • kavanarudén

                                                Carlos, amigo y paisano del alma.
                                                Así mismo es, ese niño nos ayuda tanto, pecado que muchas veces lo ignoramos o queremos reprimirlo porque ya somos "adultos". El adulto lleva dentro integrado un niño que le hace disfrutar de la vida.
                                                El honor es todo mío al recibir tu gentil visita.
                                                Un abrazo hermano del alma
                                                Námaste
                                                Kavi

                                              • Hugo Emilio Ocanto

                                                Tu personalidad, tus letras, tus sentimientos, tu fidelidad a hacia los que sufren y lloran, y cuántos calificativos más podría exponer , amigo.
                                                Tienes un corazón de oro, realmente. Tus palabras brotan...con ese tu sincero corazón lleno de amor y comprensión.
                                                Gracias por las letras que has plasmado, Kavi.
                                                Tu existir, nunca nos lo retires de la página.
                                                Necesitamos seguir leyendo todo lo que tu corazón siente.
                                                Un abrazo.
                                                Hugo Emilio.

                                                • kavanarudén

                                                  Hugo, hermano del alma.
                                                  Gracia de corazòn por tu visita amigo y tu apoyo y cercanìa de siempre.
                                                  Seguiré en esta pàgina amigo mìo hasta cuando Dios asì lo permita, aquì me encuentro como en mi casa y también tengo mucha gente que me quiere, como tù. Otros no tanto, pero bueno, siempre hay de todo en la viña del Señor y eso lo sabes tù mejor que yo.
                                                  Te mando un fuerte abrazo.
                                                  Te quiero mucho hermano, cuìdate mucho.
                                                  Kavi

                                                • Carmen Ubeda Ferrer

                                                  ¡ Que bonita historia, amigo Kavi ! No hay que dejar nunca de lado a nuestro niño interior. Como dices en el precios final del relato, ir de la mano, sonriendo, jugando, y perderse en la aventura de la vida.
                                                  Siempre un cariñoso abrazo para ti, amigo escritor y poeta.

                                                  Carmen.

                                                  • kavanarudén

                                                    Mi Carmencita querida.
                                                    Gracias por pasar.
                                                    Me alegra que haya sido de tu agrado esta historia. Siempre acompañarlo ya que él es quien nos ayuda a disfrutar de la vida :)
                                                    Te mando un fuerte, fuerte abrazo.
                                                    Kavi

                                                  • María Isiszkt

                                                    Estimado amigo mío, muy cierto todos llevamos este niño/a dentro, que nunca crezca y siga siendo así de bello,como tu escrito.
                                                    Con cariño fraternal

                                                    • kavanarudén

                                                      Eso mismo amiga, que nunca crezca y sepamos acompañarlo y amarlo siempre.
                                                      Gracias por tu cercanía y amistad.
                                                      Te mando un fuerte, fuerte abrazo rompedor de distancias.
                                                      Kavi

                                                      • María Isiszkt

                                                        Grazie tante caro amico.
                                                        Un petonet

                                                      • El Hombre de la Rosa

                                                        Un hermoso relato sentimental que demuestra el genio soberano de tu pluma literaria amigo Kavi...
                                                        Un placer pasar por tu portal...
                                                        Un abrazo de sincera amistad y afecto
                                                        El Hombre de la Rosa

                                                        • kavanarudén

                                                          Mi querido Crìspulo.
                                                          Que alegría verte por mi rinconcito que es tuyo también.
                                                          Me alegra que haya sido de tu agrado mi escrito. Una experiencia, un momento, una vida.
                                                          Recibe de mi parte un fuerte abrazo.
                                                          Bendiciones
                                                          Kavi

                                                        • David Arthur

                                                          Muy hermosa y emotiva prosa que nos regalas Kavi. No solamente es acordarnos del niño que todavía llevamos como parte de nuestra esencia, sino tu prosa seguramente para ti es una expresión de tu profundo sentir, cual una terapia para reflejar con calma y en paz tu infeliz infancia, tu lucha por muchos años a ser aceptado como la bella persona que eres.

                                                          Un fuerte abrazo mi amigo ,
                                                          David

                                                          • kavanarudén

                                                            Mi querido amigo
                                                            Gracias por pasar y dejar tu comentario, gracias por tu cordial amistad y apoyo de siempre.
                                                            Como bien dices, es una terapia, un expresar un momento en el cual he sentido que sanaba poco a poco. Este escrito es un expresar que si se puede. Que por duro que haya sido el pasado, tenemos dentro la capacidad de cambiar, de mejor, de ser "la mejor versión de nosotros mismos". En tantas ocasiones escucho la gente que se conmisera y la conmiseración no ayuda a nada, sino a caer en el abismo de la autodestrucción.
                                                            Gracias de nuevo hermano del alma.
                                                            Quien te aprecia, respeta, admira y quiere
                                                            Kavi

                                                          • Ma. Gloria Carreón Zapata.

                                                            Que hermosa historia estimado autor. Le felicito. Al ir leyendo iba imaginando al niño que llevamos dentro y que nunca debe morir. Yo la conservo y gracias a ella soy inmensamente feliz. Un fuerte abrazo a su niño bello.

                                                            • kavanarudén

                                                              Mi querida amiga.
                                                              Refuerzas lo que siempre he defendido, no solo yo obviamente, pero ese niño tiene que sanar para que podamos ser felices. Ese niño nos permite vivir serenos y poder realizarnos en plenitud. El hombre tiene el poder, la capacidad de mejorar, de cambiar, de llegar desarrollar al máximo sus potencialidades, no es un ser destinado (sea por un pasado traumático) a ser infeliz o desgraciado, desgraciàndole la vida a las personas que tiene al rededor y que le quieren
                                                              Me alegra que haya sido de tu agrado mi historia, mi encuentro con ese niño maltratado al cual amo, protejo, saco a pasear, nos divertimos juntos y todo eso lo veo reflejado en positivo en mis relaciones con los demás, especialmente con mi pareja.
                                                              De nuevo gracias por pasar y dedicar un tiempo a leerme.
                                                              Sigamos siendo felices
                                                              Bendiciones
                                                              Kavi

                                                            • lyi roseblue

                                                              hay que sanarlo, [ porque sus heridas puede comprometer el futuro.[
                                                              !!Realmente cierto!! Se podria platicar,comentR Y DECIR TANTO DE ESTE TEMA.U
                                                              Un abrazito sanador al niño Kavito
                                                              mi aprecio de siempre poeta!
                                                              :)

                                                              • kavanarudén

                                                                :) me contenta verte por mi rinconcito donde saber perfectamente que hay un lugar reservado para ti.
                                                                Si, un tema que se puede discutir y escribir mucho. Trato de hablar desde mi experiencia, de una infancia particular. De nada sirve regresar al pasado ya que no se puede cambiar, pero si se puede cambiar los sentimientos para con el presente y sanar ese "bambino" herido que llevamos dentro.
                                                                Gracias por ese abrazito sanador, lo disfruté al máximo y me ayuda mucho.
                                                                Otro abrazo lleno de ternura, de fuerza y de cariño para ti. Lo mejor de lo mejor para vos que te lo mereces.
                                                                Kavi

                                                                • lyi roseblue

                                                                  Un verdadero gusto leerte.
                                                                  y gracias por ese cariño,que es reciproco.
                                                                  abrazo fuerte a ti mi qyerido kavi.
                                                                  :) ERES GENIAL!!



                                                                Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.