Araceli Vellber

Tienes.

Tienen tus brazos

la pretensión de abrazarme

y darme la vuelta al mundo

y sostenerme entre tus labios

y dormirme en tus palabras.

Tienes la luz más clara

cuando tus ojos se abren por la mañana.

Desayunas en mi pecho

lo dejas tan limpio, que por no quedar

no me queda ni pecho.

Te cansastes de mis besos este verano

pues espera al otoño

que viene vestido de rojo.

Ahora que los fantasmas se han ido a dormir a La Luna

que los locos andan sueltos por las esquinas

buscando conversación

yo salgo de paseo con tus labios.

Tienes el corazón de medio lado

del último mordisco que te he dado

Tienes la melancolía

como música de fondo de tu armario.

Tienes la sabiduría de los besos, dados en las manos,

que no pesan, pero su perfume no caduca.

Tienes la nostalgia de quien mira al mar y no nada.

Tienes la sonrisa vertical, dibujada en tu cara

y en tu cara, el deseo escrito en la mirada.

Tienes casi todo dobladito en los pliegues de tu falda 

y aquello que no tienes,

lo guardas, debajo de tu almohada.

Tienes mi alma, mi cuerpo, y mis ganas

distribuye el tiempo, el orden

y mantenme suspendido en tus labios, todas las mañanas.

Comentarios1

  • liborio cantillo

    le cantamos a la mujer querida e inspiradora de nuestras letras que expresan nuestros sentimientos,
    saludos amigables



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.