Fernando Martínez

Código

Es fascinante la vida cuando se encuentra un medio

para servir sobre todo al amor y su fuego,

no soy un ángel pero soy un guardián,

nacido para cuidar un mundo de colores y sus sombras,

un mundo de batallas y de glorias robadas,

es fascinante el darte cuenta cuando arde tu pecho

por una sonrisa, o una simple voz,

porque he nacido para ver más allá de las montañas

y divisar el ocaso que en mi ventana empaña,

no soy un ángel pero soy un servidor,

instruido para derrotar el rencor 

que hay en el corazón de otro,

con prosas raras y dibujos locos

pienso cambiar las cosas

con un pincel o una brocha, al final no importa

porque no soy un ángel pero soy un guardían

del corazón de humano al que he de amar.

Comentarios1

  • eclipsada

    que bellos tus versos !!! que placer leerte !!!
    que hermoso guardián !!!
    bendiciones!!!

    • Fernando Martínez

      Muchas gracias, bendiciones y un gran abrazo



    Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.