Yolanda Melo Daza

Te extraño en mis mañanas

 

 Despertar con el vacío de tu cuerpo

extrañando tu piel en mis manos

tibios labios con sabor y aroma a café

 besos acompasados de música suave.

 

 Extrañando  tus arrogantes palabras

en  el reflejo  de tu cómplice, el espejo

adorando al tiempo por detener los años

y perderlos en el camino de tu  cuerpo.

 

Cómo no extrañarte!, si me dejas tu esencia

y el sabor de tu ausencia; ¿que sabes? duele

 marcando  los espacios, de envolventes fríos

cómo la hiedra, trepando en color de la esperanza

añorando el aroma y colores del amor.

 

Caricias en mi rostro, enredan tus besos mi pelo

incitándome a ver el arrullo y escuchar el trinar

de las aves, que se buscan y se encuentran

cada víspera de complaciente  primavera

peculiar serenata, despiertan mis sentidos.

 

Amarte sin pose, sin tiempo, ni  momentos

cómo viento llevando el perfume de la vida

¿cómo no extrañarte cada día?

si tu piel como plegaria,  llena mi vida.

 

 

 

 

Comentarios3

  • jesus guzman

    ES UN POEMA MUY BIEN ESCRITO.... HERMOSO..... Y ES COMO SE ESTRAÑA ESE AMOR QUE YA SE FUE

    • Yolanda Melo Daza

      gracias por el comentario muy gentil de tu parte

    • robi

      Dulces y hermosas palabras, armonia de colores en la paleta de tus versos, muy lindo, un abraso, amiga.

      • Yolanda Melo Daza

        hola me gusta que les guste lo que escribo porque hay que compartir lo bueno gracias

      • hernan jose

        oye muy apasionado, romantico y un poco triste porque hablas de una ausencia y muchas veces eso nos castiga, ¿Quien nos mandaria a ser humanos? verdad.

        te felicito gran mujer esta hermoso tu poema

        • Yolanda Melo Daza

          a veces es buena la ausencia, para darnos cuenta cuanto se ama y se desea esa persona ok? gracias



        Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.