Silencio Sonoro

ACASO ALGUIEN SABE

Harto ya de escribir

canciones de triste pasajero,

historias de pálido gris

y amor perecedero,

intento ser de nuevo viajero

en el viaje de vivir,

intento ser de nuevo escudero

de lo bello del sentir.

Al saber que escribiendo

quizá me pare el reloj,

a pesar, no me detengo,

pues me guía mi pasión.

Sin buscar una ilusión

y sin saber lo que pretendo

mil palabras voy tejiendo

convirtiéndolas en canción.

 

¿Acaso alguien sabe

de que color es el alma?,

¿acaso alguien sabe

si puede detener el alba?

Puede que al volver

no se encuentre el mismo camino,

puede que al marcharte

des una vuelta al destino.

Puede que con tu arte

hayas matado al olvido,

puede ser que tu suerte,

como creías, no se ha perdido.

Tal vez mañana te levantes

sin mirada y aturdido,

entonces haré que cantes

con todos tus sentidos.

 

Si quieres amar la Luna llena

y encontrar por fin tu mente,

si quieres romper cadena tras cadena

de esta cárcel deprimente.

Si quieres ganar el pulso

a lo absurdo y a lo inerte,

si quieres llevar tú el curso

de tu vida para siempre

busca a alguien que se invente

las mentiras de verdad,

busca a alguien que, valiente,

sepa por donde caminar.

Busca a alguien que, aún prudente,

te dé armonía y complicidad,

busca a ese que, al quererte,

llena y mata tu soledad.

 

Busca un sueño complaciente

y un sincero acompañante,

un cariño insistente,

alguien que te busque sin buscarle.

Ese alguien que al mirarte

sientas que no acaba el camino,

ese que sabe alegrarte

y que siempre será tu amigo.

Comentarios2

  • Aquiles Mirmidon

    Un gusto amigo leer sus versos poéticos y melodiosos, con una bella tonada musical... seguiré su consejo.
    saludos.
    Santiago

  • Silencio Sonoro

    Gusto el mío escribir y publicar en esta gran comunidad que aún estoy descubriendo y asombrándome. Gracias por leerme, estamos cerca.



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.