bernardo cortes vicencio

óperas de fecunda imagen


Desde algún lugar de Paris,
y el lento vapor doblado en la pared, 
hay una distancia que por accidente sobrevive: el mar crecido de tu pelo,
la marea de tus ojos color desnudo sigue tejiendo el profundo renglón horizontal,
donde está el encaje de un pájaro visual hecho papel, 
aquí he recortado a la ciudad y la Torre Eiffel con mi tijera urbana 
y la estampilla con un poco de saliva incrustada en una balsa de palabras,
poema hecho ciudad, 
hecho mujer,
barnizado con las Pléyades encanecidas y la brisa de concreto.

Voy sobre el curso de un largo collar donde juega el agua en apretar garabatos horizontales del Rio Sena,
pero no, 
mi visita tiene un zócalo de empapadas óperas de fecunda imagen, 
la Catedral de Notre Dame, 
el Museo de Orsay,
“La ciudad de la Luz”
la Diosa Isis
me sintetizan los trazos imaginados que visito.

Bernardo Cortés Vicencio
México

Papantla, Ver

Comentarios1

  • El Hombre de la Rosa

    Muy hermoso tu genial versar amigo Bernardo Cortés Vecencio
    Saludos de amistad y afecto...
    Críspulo Cortés Cortés
    El Hombre de la Rosa



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.