Eco del alma

Seres Pedían Clemencia

Hoy desperté no como todos los días

 

Era como si el cielo se partía

 

Estruendo  que hacían eco en la cordillera

 

Voces que clamaban al viento

 

 Como si caminaba muy cerca del infierno

 

Seres que pedían clemencia

 

Al que los torturaba con la mente

 

Por no pensar como lo que el tenia en su

pensamiento

 

La nación temblaba entera

 

Enmudecida queriendo hablar con libertad

 

Pero el silbido de las balas más los

atemorizaba

 

Rugido de tanques que pasaban

 

Cuerpos mutilados saltaban sobre la calzada

 

Un enfrentamiento entre hermanos con ideales

diferente

 

A Dios le clamaba en ese momento que terminara

 con esto

 

Dieciocho tendría en ese entonces cuando

sucedió esto   

 

 

 

 

 

Era de madrugada a un el sol no alumbraba

 

Cuando en pie ya estaba

 

Grandes estruendo nos alertaban algo malo

pasaba

 

Cumplía con la ley como soldado

 

Centinela junto al camión me encontraba

 

Con pasos alterados se aproximaban

 

Mis compañeros se acercaban

 

Abordamos nos mirábamos las caras

 

Todos en silencio con rostros asombrado

 

Solo parpadeo y nuestro corazón se agitaba

 

Y en columna a avanzábamos

 

 

 

Era un infierno atroz

 

Todos corrían de lado a lado

 

Tratando de escapar de lo balazos

 

Para abrazar a los que en casa quedaron

 

Inocente sin padres lloraron

 

Un manto negro cubrió la noche

 

Pero ya no estaba la paz solo eran lamentos

Cadáveres adornaban el suelo como mucho

desaparecieron

 

Como el sonido del viento

 

Como la arena del desierto

 

Hoy solo son recuerdos que quedan muy dentro

 

Cual fuera su pensamiento

 

Muchos los lloran en silencio

 

Y otros que los atormenta el recuerdo

 

 

 

Dios el que dará paz y consuelo

 

Ara justicia a los perversos

 

Que decidieron terminar vida ajena

 

Y tomar lo que no les pertenece

 

Cada momento será más fuerte

 

El remordimiento de sus conciencias

 

A Dios no se le olvida y siempre lo tendrá

presente

 

Al que se lavo las manos con sangre de inocente

 

De mostrando ser valiente

 

 

                                        

 

 

 

                                   

                           Autor…Eco del alma

 

                                08/04/2009

 

                            Antofagasta  CHILE

                                          

 

 

 

 

 

 

 

 

Comentarios2

  • benchy43

    Muy sentido y realista poema, aún lloran los que perdieron a sus seres queridos... no se entiende, amigo, tanta crueldad y desatino. Un abrazo. Ruben.

  • Adrian VeMo

    Comparto el mismo comentario que el amigo Rubén, es un poco crudo pero es una realidad.
    Saludos Eco del Alma.

    Adrian



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.