Phelipe

Perfectas imperfecciones

No entiendo tu miedo,

tu miedo a que vea tus imperfecciones,

que me digas que finja que son alucinaciones

y me haga el ciego.

 

Que mire para otro lado, esa es mi condena

o que cierre los ojos cuando estás desnuda

y mire en lo alto a la sola y fría luna.

Pero para qué, si eres más hermosa que ella.

 

En definitiva, que me como tus defectos

y te beso tus virtudes. Sobre todo cuando curiosa

me miras, y miro lo malo en ti. Porque eso

es mi prueba de que eres mortal y no una diosa.

Comentarios1

  • john morales arriola

    Somos humanos, tu musa es humana y eso la hace maravillosa.

    Saludos



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.