Javier Gamboa Panevel

Sonata para la luna



=aWmj1bMR4Mo

Sonata muda para la Luna Llena

Por: Javier Gamboa Panevel

 

El bello globo de plata se eleva en el azul cielo.

Ilumina todo el prado. Y con su luz argentada,

en medio de la pradera, ve un piano desvencijado;

sin cuerdas y sin teclado…

No hay sonido. No hay oído.

Sólo existe el esqueleto, del piano desvencijado.

 

La piel comienza a sentir, aquel sonido del piano.

La voz de aquel instrumento eriza la piel sensible

Y oprime al emocionado.

Cada nota es un susurro que no sé como lo oye

No hay sonido, No hay oído.

La sonata es a la Luna.

Quien ejecuta es fantasma. No oye porque fue sordo.,

Pero le escribió a la Luna.

La  Luna está en su butaca; en su butaca de nubes.

Nubes vestidas de blanco, de azul, verdes y violetas.

Presta a escuchar el concierto que para ella se escribió.

 

Después del último acorde que finaliza el concierto.

Ella aplaude emocionada. Los ojos le lagrimean.

Y grita con viva voz; con viva voz de soprano.

--¿A quién debo tanto honor?

El concertista responde. – El honor es para mí.

Escribí a tan bella dama, porque ilumina mis noches,

Me conecta al Universo, donde oí, lo que para ti escribí.

Yo soy Ludwig Van Beethoven. Y he llamado esta sonata

En honor a tu belleza.

“Sonata Claro de Luna”

Comentarios7

  • El Hombre de la Rosa

    Muy bello tu poema de amor amigo Javier
    Muy grata la lectura de tus versos
    Saludos de Críspulo

    • Javier Gamboa Panevel

      Muchas gracias amigo y poeta Crispulo. Siempre muy bien apreciados tus comentarios.

    • Violeta

      MUY BELLA TU POESÍA
      A LA LUNA A LA ETERNA ENAMORADA..BESOS

      • Javier Gamboa Panevel

        Gracias Violeta,Bella poetiza y eterna enamorada.

      • Graciano Chacon

        Muy hermoso poema saludos

        • Javier Gamboa Panevel

          Gracias amigo poeta por tan gratificante comentario.

        • rosamaritza

          bello placer leerte Javier, un abrazo amigo del alma



          rosamary

          • Javier Gamboa Panevel

            Gracias mi amada compatriota. Tu comentario me hace feliz.

          • Javier Gamboa Panevel

            Gracias amigo. !Sin brujerías! Bienvenido tu comentario.

          • Javier Gamboa Panevel

            Gracias Elena. Los deseos salidos de tu boca, los oye Dios para que sean cumplidos.

          • Javier Gamboa Panevel

            Gracias Ramon. Aunque no eres la luna; la miras todas la noches; sobre todo si te acompaña Helena. Me imagino a ambos diciendose poemas.
            Javier



          Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.