Amiranda

ya no es nuestro

fue una tarde singular

del sol apenas un hilo 

casi oculto en el mar 

a mi lado sentir tu respiración

cerca de ti tan solo

pude respirar sentir las rocas 

el mar el cielo 

todo mas vivo 

todo mas nuestro

cada segundo vivirlo intenso guardarlo

nuestra música, nuestro cielo 

nuestro mar, nuestro sol,nuestra banca 

nuestro parque 

ya no es nuestro...

es el mar, es el sol y es el parque.

 

 

Comentarios1

  • El Hombre de la Rosa

    Mucha belleza y fantasia en tus versos amiga Amiranda
    Un placer leer tus letras...
    Saludos de amistad...
    El Hombre de l,a Rosa



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.