Esteban Mario Couceyro

Amor

 

Amor, como una infinita calle

te transito en abandono

suavemente voy viajando

solo por vagar tus dominios.

 

Cuando las sombras infinitas

del atardecer, no dejen luz

entre mis manos y las tuyas

y las miradas deseosas

ya no tengan horizontes

mas que los ojos del otro.

 

Entonces te besaré sin pudor

y será nuestro calor

el fulgor de un nuevo día

amanecido en esta misma calle

sin sombras que aplacar

reviviendo el olvido

de tus ojos en mi mirar

saboreando al otro

en un intenso palpitar.

 

todos los pájaros volarán

a un cielo azul

profundo, como la mar.

 

Tomarás mi mano

y un paso tras otro

el camino del amor

lo transitaremos

en abandono

solo por vagar

yo en la mar de tu mirar

y vos..., quién sabe por qué.., pero lo harás.

 

 

Comentarios1

  • Beatriz Blanca

    ¡Qué bonito y sensible poema!. Está elaborado con el corazón a flor de piel. Me emocioné al leerlo.
    Un ¡bravo!, bien merecido.
    Dulce descanso amigo.

    • Esteban Mario Couceyro

      No podes negar tu origen docente, gracias, con un siete hubiese sido suficiente.
      Tu emoción, es el mejor motivo de mi propia y natural emoción.
      Un sincero saludo
      Esteban



    Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.