Lincoyan del Rosario

DESAYUNO DE GRILLOS

Exploro el beber del cáliz  brebaje de miel atardecer, las lunas en silentes migraciones de cantos los grillos se  levantan al atardecer, crepúsculo atmosférico es espacial lograr percibir el sentimiento innombrable a la luz fatua.

 Lenguaje extraterrestre seco de calor de un sistema solar de piel árida  luces el brillo de diferentes lugares o aromas  al encontrar la lámpara de los deseos cumplidos.

Extraño de percibir al envejecer la dosificación de brebaje en estados lúgubres sentir tu tacto labial de lengua origen de la vida, adquieres el placer de la venustidad deidad reina de ocupación disparar margaritas con pólvora, expeles a quema ropa la alegría milagrosa excitante de luz a las silabas unidas  al llegar a estremecer los estratos de tu piel con un beso en un proceso químico de soñar con  la fortuna de vivir.

Entregando las caricias bordas los extremos del corazón para evitar descoser  y se te desangre,  en océanos de palabras los cardúmenes de versos nadan por corrientes quizás ya contaminadas e irrespirables hasta las agallas, al  conocer lo profundo de la oscuridad  y el resplandor del alba.

 

LINCOYAN DEL  ROSARIO



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.