Eco del alma

ENCARCELADO EN MI MENTE

Atrapado entre las rejas de mi mente


Prisión de recuerdos que maltratan


Torturan mi existencia, como dos amantes


Que nunca el mundo tuvo comprensión


En algún lugar se encadenaron en pasión


Mientras busco una salida, para dejar esos barrotes


Cada noche es más fría, que dormir a la intemperie


Hasta las lágrimas se congelan


Es un laberinto de pensamientos


Que ha dejado una traición, sin importarle matar un corazón


Después de amarte tanto fuiste mi carcelera


A un respiro el aire que tú respiras


Me caliento con los mismos rayos de sol, que los ilumina


Que puedo hacer hoy, con tus miradas, que lastiman


Como el látigo del verdugo que castigo a Jesús


Cada momento que avanza el reloj


Siento caer más rápido la guillotina sobre mi cabeza


Siento un hielo espeluznante, que me devora


Siento que mi sangre se escarcha y se revientan las venas


El amor que me juraste solo fue un fantasma


Que solo vi la sombra pasar por el frente del corazón


Cuentan en el pueblo que una mujer,


A un hombre en cadena a un falso amor


Hasta el jardín donde lo conoció se marchito


El viento los gritos, en las montañas incrusto


 Dejando el eco sobre la ciudad


Donde un hombre lloro, gritando porque nazi en este mundo


Me pregunto si es un hechizo, o me enamore


Hoy veo como con pena me miran las estrellas, mientras iluminan, cuando


el sol no esta


Tu amor me condeno a irme sin paz


 Y cerrar mis ojos con dolor, mientras el corazón se desangra


Mientras se muere encadenado

 

 

 

Autor eco del alma


Derechos reservados


Antofagasta, 23-08-2014



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.